Por ley, incluirán la Educación Emocional en la currícula de todos los niveles y modalidades

Con una abstención y 25 votos afirmativos, el Parlamento chaqueño sancionó la ley que incluye la Educación Emocional en la currícula de todas las escuelas chaqueñas. “La educación emocional es una herramienta fundamental para la prevención de la violencia", destacaron en el Recinto.

La diputada justicialista Claudia Panzardi obró de informante del despacho que unificó un combo de proyectos que impulsaban en el Parlamento la inclusión en la currícula educativa de la Educación Emocional. Agradeció a la Comisión de Educación por el trabajo de coordinación y estudio pormenorizado de los diversos proyectos que confluyeron en el texto finalmente aprobado por amplia mayoría legislativa. “La Provincia del Chaco no solo va a contar con esta herramienta imprescindible para una mejor educación, sino que va a ser señera en el contexto nacional”, aseguró y destacó de manera puntual “la valiosa participación de la Fundación Educación Emocional Chaco”, cuyos miembros presenciaron el tratamiento del proyecto en el recinto.

La ley “incluye la enseñanza de Educación Emocional como contenido transversal en los espacios curriculares, en el marco de normativas nacionales N°26.150 de Educación sexual Integral y N°26.261 de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes, además de la ley provincial 1502-E”.

La Educación Emocional “pretende potenciar las competencias emocionales como elemento esencial de desarrollo humano, cuyo objeto es capacitar a la persona para la vida y con la finalidad de aumentar el bienestar personal y social, mediante el acompañamiento, apoyo, ejercicio y perfeccionamiento de las mismas, incluyendo el desarrollo de la inteligencia emocional y su aplicación en distintas situaciones”, destacó sobre el proyecto.

“Esta ley es una innovación que responde a necesidades sociales no atendidas en las materias académicas ordinarias. esta complejidad del ser humano no se resuelve potenciando sus capacidades académicas e intelectuales sino desarrollando otras competencias que posibilitarán un desarrollo integral como persona”, manifestó y agradeció también la “decisión política” del Gobierno de implementar la educación emocional en las escuelas y, de manera puntual, al ministro de Educación, Aldo Lineras, quien arbitró los medios necesarios para que distintas áreas también brinden su aporte al proyecto.

Por su parte, la diputada radical Zulma Galeano, habló de un proyecto “trascendental”. Explicó que la UNESCO, en 1996, promovió a la educación emocional como una herramienta “fundamental para la prevención de la violencia”. “Quienes hemos transitado en una época lo que denominábamos la educación para la paz, trabajando para tratar de liberar a nuestro entorno de las distintas manifestaciones de la violencia, hemos reflejado la educación emocional en el Chaco. Cuando asumí como diputada, este fue uno de mis más importantes desafíos”, dijo la legisladora, impulsora de uno de los tantos proyectos que reflejaron estos objetivos. “Esta temática es para toda la vida. (…) De la educación emocional, no importa la edad, necesitamos aprender para que cada gesto, palabra o acción que realicemos como seres humanos apunten a una mejor convivencia y a una sociedad con menos violencia”, aseguró.

Desde el Frente Grande, la diputada Tere Cubells, adelantó su abstención. “Entiendo que la educación emocional se encuentra incluida en la ley de Educación Sexual Integral y como tal no requiere de una ley especial para su abordaje”.

Mientras que la diputada Mariela Quirós, presidenta de la Comisión de Educación, rescató el trabajo que se llevó adelante por un despacho que unifique, pero a la vez rescate lo mejor de cada proyecto en danza.

Por el Frente Integrador, Clara Pérez Otazú, resaltó que se trata de una iniciativa que garantiza derechos a niñas, niños y adolescentes en el sentido de tener la posibilidad del aprendizaje de educación emocional. “Para que este proyecto funcione es necesario también que se involucre la comunidad, los referentes afectivos de cada niño, niña o adolescente, con un Estado presente”, sostuvo.

Por último, por el Frente de Todos, Rodrigo Ocampo puso en valor el trabajo de la comisión en cuanto a la mejora permanente del sistema educativo. “Muchos jóvenes nos manifestaron la necesidad de mejorar el modelo de abordaje de la educación, fundamentalmente a la hora de proteger los derechos, en el marco de la atención a la salud mental, de la contención que necesitamos en las instituciones educativas. Creo que es positiva esta ley y que estamos en presencia de un derecho que no quita otros derechos, sino que amplía la mirada”, aseguró.

 

Compartir