Rechazaron excarcelar a Carrizo, el último detenido por el ataque a Cristina

El señalado como presunto jefe de la organización detrás del ataque a la Vicepresidenta, acusado además de esconder prueba incriminatoria, continuará con prisión preventiva.

La Cámara Federal porteña denegó este martes la excarcelación a Nicolás Gabriel Carrizo, el acusado de participar en la organización del atentado contra la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner y de tratar de esconder prueba incriminatoria. Así lo informaron fuentes judiciales de los tribunales de Comodoro Py.

La Sala 1 de la Cámara confirmó la resolución por la que la jueza María Eugenia Capuchetti rechazó excarcelar a Carrizo, el dueño de la máquina de hacer copitos. La justicia investiga si tuvo un rol determinante en el atentado y su vínculos.

La magistrada fundó su decisión en diferentes cuestiones como la pena en expectativa en caso de recaer condena. Asimismo, tuvo en consideración la actitud del imputado luego del hecho, el presunto intento de ocultamiento de elementos vinculados a la investigación y que restan medidas probatorias que se encuentran en curso; “todos factores que demostrarían el peligro de fuga y el posible entorpecimiento de la investigación”.

Los camaristas Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi valoraron “la magnitud del hecho y la gravedad institucional que éste representa, teniendo en consideración que las actuaciones se hallan en una etapa de recolección de prueba que debe ser asegurada a los efectos de evitar cualquier posible entorpecimiento (se encuentra pendiente el resultado de diferentes medidas de prueba ordenadas: peritajes de teléfonos, entrecruzamiento de llamados, entre otras).

Por su parte, el camarista Mariano Llorens consideró “la elevada amenaza de pena” que le permite presumir que, en caso de recuperar su libertad, podría sustraerse del accionar de la justicia.

El juez resaltó que “aún restan realizar medidas de prueba -tales como peritajes de teléfonos, entrecruzamiento de llamados, etc- todo lo cual permitiría terminar de esclarecer los hechos objeto de investigación, así como también develar la eventual participación de terceras personas en aquéllos”.

La Cámara encomendó a la jueza Capuchetti a que –“con la premura que exige el caso- decida la situación procesal” de Carrizo.

Compartir