El campo vendió un 50% menos de soja que hace un año

En julio, el complejo oleaginoso liquidó un 5% más de dólares que en junio, pero la suba fue por precio y no por cantidades. Los productores siguieron retaceando, durante agosto, la venta de los granos. El complejo oleaginoso liquidó USD3387 millones durante agosto, lo que significó un incremento del 5% en comparación con el mes anterior y del 11% interanual. Este resultado estuvo traccionado por el precio de las materias primas más que por las cantidades exportadas.

Por tercer mes consecutivo, se despacharon menos toneladas al exterior. Según la corredora Grassi, se vendió el 70% menos de granos que un año atrás. Por su parte, desde el Centro de Estudios Agrarios (CEA) explicaron a BAE Negocios que durante el mes se comercializaron 1,39 millones de toneladas cuando las expectativas del Gobierno, a partir de los incentivos al sector, arrojaban un cálculo de casi 5 millones de toneladas.

Según informó la CIARA-CEC, la Cámara que nuclea a las principales cerealeras, la industria sigue operando a menos del 50% de su capacidad e incluso con algunas interrupciones en su línea de producción. Desde el Ministerio de Economía indicaron a este diario que en las próximas horas estará cerrada la negociación con la Mesa de Enlace, a la espera del aluvión de dólares del sector prometida por el ministro Sergio Massa.

El objetivo del Gobierno era que las cerealeras adelantaran durante el mes USD5000 millones de futuras exportaciones. Massa sostuvo que tenía todo cerrado pero era una verdad a medias. Faltaba acordar con los dueños de los granos. Según indicó a este diario Matías Strasorier, director de CEA, durante agosto se vendieron 1,39 millones de toneladas, cuando el promedio ronda los 3 millones y las expectativas del Gobierno estaba en las 5 millones. “El esquema ideado por el BCRA fracasó por desconocer cómo funciona el sector y no escuchar cuáles eran sus necesidades, por más que no esté de acuerdo con lo que reclamaban”, afirmó.

“Les van a dar los 200 pesos por dólar”, enfatizó a este diario una fuente oficial aunque matizó el posible impacto entre los productores. Durante la reunión de directorio del BCRA se ratificó el fracaso del esquema 30 – 70 y quedó sobrevolando la medida que adoptará Massa por decreto.

“Algo venderán porque van a necesitar pesos. Pero no se van a desprender de mucho grano, salvo que les des todo lo que pidan. La preocupación es más por la demanda de dólares. Las importaciones, a excepción de energía, no cayeron nada y el dólar tarjeta y turismo sigue creciendo”, reflexionaron desde la autoridad monetaria. En julio, la categoría servicios demandó una salida de dólares por 1065 millones, de los cuales 757 millones correspondieron a viajes, pasajes y pagos con tarjeta de crédito.

El escenario sigue siendo por demás complejo. Así como el adelanto de las cerealeras está en veremos porque los productores no vendieron granos al ritmo que se esperaba, también están en pañales las negociaciones con los bancos internacionales para los posibles préstamos de corto plazo denominados Repo. “Todavía ni se discute la posible tasa de interés”, explicaron desde el Palacio de Hacienda.

Durante el primer día de septiembre, el BCRA compró menos de un millón de dólares. Las reservas internacionales finalizaron en los USD36.641 millones, una reducción de 90 millones en el día, mientras que en lo que van del año descendieron 2859 millones.

VIAbaenegocios.com
Compartir