Audiencia preliminar del juicio contra gremialistas por destrozos en la sede de Sameep

Será el 12 de septiembre, a las 8, en la sede de la Cámara del Crimen Nº 3 de Resistencia. El secretario general y al tesorero del SOSCh, Daniel Tabares y Daniel Rivero, respectivamente, están imputados como coautores del delito de instigación a cometer delitos. En tanto, por daños agravados contra bienes del Estado fue requerido a juicio Denis Escobar, afiliado al sindicato. En caso de no aceptar el juicio abreviado, se fijará fecha para el juicio oral.

El juez de la Cámara Tercera en lo Criminal de Resistencia, Ernesto Azcona, convocó a una audiencia preliminar de juicio a los gremialistas del Sindicato de Obras Sanitarias del Chaco (SOSCh), Daniel Tabares, Daniel Rivero, y al afiliado Denis Escobar. Será el 12 de septiembre, a las 8, en la sede de ese tribunal. Los dos primeros se encuentran imputados por presunta instigación a cometer delitos y Escobar por daños agravados contra bienes del Estado.

En la audiencia, el magistrado propondrá a los acusados la posibilidad del juicio abreviado en el cual deberían aceptar su responsabilidad y así evitar la realización del juicio oral.

Los hechos imputados 

Según el requerimiento de elevación a juicio, el 1 de septiembre de 2021, alrededor de las 8, Daniel Tabares, secretario general del SOSCh; Daniel Rivero, tesorero y Denis Escobar, asociado al sindicato, junto a un grupo de 30 personas no identificadas pero empleados de planta permanente de Sameep, se hicieron presentes en avenida Las Heras Nº 80 de Resistencia movilizados por un reclamo salarial.

Luego, tras ingresar a la parte delantera de la empresa, Tabares y Rivero “instigaron públicamente a las demás personas asociadas al sindicato que se encontraban en el lugar a dañar los bienes de la empresa, oportunidad en que todas estas personas arrojaron ladrillos, siendo una de ellas Denis Marcos Escobar, ocasionando daños a las puertas de aluminio, vidrios y sillas de las oficinas, bienes éstos de uso público”. También fue lesionada una de las empleadas de la empresa.

En sus declaraciones indagatorias, los gremialistas negaron haber participado de los hechos que se les imputan y consideraron que la causa era parte de una persecución del Directorio de Sameep contra la entidad sindical. En rigor, en el caso del secretario general, Daniel Tabares, una conducción anterior de la empresa lo había privado de su cargo como Jefe de Zona 1 de Sameep, en el que luego debió ser repuesto por una orden judicial.

En su requerimiento, la fiscal Lilian Irala señaló que “los dichos de los imputados al hacer efectivo el derecho de defensa material ensayaron una versión que no encuentra respaldo en elemento probatorio alguno, poniendo la responsabilidad en la empresa atento a los reclamos salariales, más ello parece tratarse de una medida defensiva que busca excluir la responsabilidad penal más que un relato serio y consistente”.

 

Compartir