Covid-19: cuáles son los barbijos de calidad y qué diferencia tienen con los de tela

No todos los barbijos protegen del mismo modo de la covid-19. La guía de especialistas sobre sus cualidades y la recomendación de cómo deben colocarse.

Este domingo, el ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, afirmó que el regreso a clases presenciales se hará con una fuerte campaña de vacunación y garantizando que los alumnos tengan “barbijos de calidad”. Las declaraciones del funcionario de cara al comienzo del ciclo lectivo vuelven a poner en foco el tema de que no todos los tapabocas tienen la misma efectividad y por ende no protegen del mismo modo de Ómicron y las diferentes variantes del coronavirus que provoca la covid-19.

La efectividad de los distintos barbijos

Recientemente, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés) lanzaron una nueva guía sobre qué barbijos son más efectivos para prevenir la transmisión de coronavirus y desaconsejaron el uso de barbijos de tela porque dan “la menor protección”.

“Los productos de tela holgada ofrecen la menor protección, los productos de tejidos finos en capas ofrecen más protección, las mascarillas quirúrgicas desecartables bien ajustadas y las KN95 ofrecen aún más protección, y las mascarillas de filtración aprobadas por el Instituto Nacional de Salud y Seguridad Ocupacional (incluyendo las N95) bien ajustadas ofrecen el mayor nivel de protección”, dictan las recomendaciones.

Qué barbijos de tela usar y qué condiciones deben cumplir

Según los CDC los barbijos de tela que pueden utilizarse deben:

  • Tener múltiples capas y estar hechos con un tejido estrecho
  • Tener un alambre en la nariz
  • Ajustar en la nariz, mentón y los costados del rostro
  • Filtrar la luz cuando se levanta la mascarilla contra un foco de luz
  • No se recomiendan los barbijos que tienen una capa o que incluyan una válvula.

Los N95 y los barbijos quirúrgicos

Los barbijos más efectivos siguen siendo los N95, que al principio de la pandemia estaban destinados exclusivamente a los trabajadores de la salud ya que no había disponibilidad suficiente en el mercado. Estos barbijos tienen la capacidad de filtrar el 95 por ciento de las partículas presentes en el aire cuando se usan de forma correcta: ajustados al rostro, limpios y secos.

Según la guía de los CDC, los barbijos quirúrgicos descartables son otra buena opción, siempre que se ajuste de forma correcta sobre el puente de la nariz, el mentón y no se filtre aire por los costados. Recomiendan también aquellas máscaras que se ajusten atrás de la cabeza en lugar de las orejas.

Los CDC, además, indicaron que se pueden combinar un barbijo quirúrgico y encima otro de tela para mejorar el ajuste y que se pueden hacer nudos con los elásticos atrás de las orejas.

Barbijos del Conicet Atom Protect

En Argentina, desde 2020 se utilizan los barbijos Atom Protect, desarrollados por científicos de la Universidad Nacional de San Martín, la Universidad de Buenos Aires (UBA) y el Conicet, junto con la Pyme textil Kovi S.R.L.

El primer modelo de la mascarilla tenía triple capa de protección -antibacterial, antiviral y antihongos- y una durabilidad equivalente a 15 barbijos descartables.

El tapaboca se perfeccionó luego con otro modelo que contienen cuatro capas de protección: una externa semi impermeabilizante que lentifica el ingreso de microgotas; una segunda capa de tela tejida de algodón poliéster con los mismos activos antivirales que el primer modelo de barbijo; un tercer filtro físico de tela no tejida con una capacidad filtrante, certificada por Nelson Labs (un proveedor líder en pruebas de laboratorio ubicado en Estados Unidos), del 97,1 por ciento para polvos a partir de 0,1 µm (micrómetros) y del 99,9 por ciento para aerosoles acuosos de cloruro de sodio; y por último, una capa de tela tejida de algodón poliéster con los mismos activos bactericidas y fungicidas que el modelo Atom Protect original.

FuentePágina/12
Compartir