Incendios sin control en Bariloche: el fuego llegó a la Ruta Nacional 40

El sur del país está sumido en una catastrófica ola de incendios forestales. Si bien se recuperó un tramo, hay miles de hectáreas comprometidas. Los focos todavía no pudieron ser mitigados y se esperan las lluvias para sofocar las llamas.

Los incendios en la Patagonia Argentina no dan tregua y se complican a partir de la ola de calor: se estima que hay alrededor de 6 mil hectáreas afectadas en Bariloche y cientos de efectivos implicados entre brigadistas, helicópteros y aviones hidrantes.

Aunque durante la tarde del jueves se había rehabilitado el tránsito en la Ruta Nacional 40 que une Bariloche con El Bolsón, el secretario de Control y Monitoreo Ambiental de la Nación, Sergio Federovisky, aseguró que todavía “persiste un foco ígneo muy importante en el sur de Bariloche”, el cual sumó nuevos incendios en el lago San Martín.

A pesar de los esfuerzos que realizan las fuerzas de seguridad, todavía hay focos sin controlar tanto en las zonas comprometidas como en las áreas periféricas.

La solución más esperada es la llegada de las lluvias, que brindarán alivio a este dramático escenario al humedecer la vegetación y retrasar las llamas. Por el momento no está pronosticado aunque, extrañamente, podría nevar el lunes.

Los vientos fuertes que llegan desde el oeste junto con las elevadas temperaturas continúan y son el principal agravante de la situación.

VIAc5n.com
Compartir