Lucas González: procesaron a los policías de la Ciudad involucrados en el crimen

El juez Martín Del Viso aceptó el pedido del fiscal Leonel Gómez Barbella, quien había acusado a Gabriel Issasi, Juan José Nieva y Fabián Andrés López de "homicidio cuadruplemente agravado por alevosía, por placer, porque intervinieron más de dos personas y por haber sido perpetrado por efectivos policiales".

Lucas González

En el marco de la investigación por el asesinato de Lucas González, este lunes el juez de la causa dictó el procesamiento con prisión preventiva para los tres efectivos de la Policía de la Ciudad acusados de balear y matar al joven en Barracas.

El juez Martín Del Viso aceptó el pedido del fiscal Leonel Gómez Barbella, quien había acusado a Gabriel Issasi, Juan José Nieva y Fabián Andrés López de “homicidio cuadruplemente agravado por alevosía, por placer, porque intervinieron más de dos personas y por haber sido perpetrado por efectivos policiales”.

“La intervención policial ha estado marcada desde un inicio no sólo por la arbitrariedad sino también por una manifiesta ilegalidad, escogiendo el camino del delito para consumar una detención ilegal, matar a un jóven e intentar matar a otros tres con sus armas reglamentarias, privarlos ilegítimamente de su libertad y falsear lo actuado en el hecho”, escribió Gómez Barbella en la solicitud presentada al magistrado.

El 17 de noviembre pasado, Lucas González volvía de un entrenamiento con tres amigos. Él ocupaba el lugar del acompañante en la Surán que manejaba otro de los chicos. A la altura de Iriarte y la avenida Vélez Sarsfield fueron interceptados por los tres efectivos de una brigada de la Policía de la Ciudad, que abrieron fuego contra el vehículo. Lucas recibió un disparo en el cráneo y otro en el pómulo. Sus amigos fueron hostigados por el personal policial y luego detenidos. Finalmente, el joven de 17 años falleció a causa de la gravedad de las heridas.

Otros detenidos

Además de los efectivos procesados, en la causa hay otros seis policías porteños detenidos, acusados de privación ilegal de la libertad a los tres amigos de Lucas y por haber fraguado el operativo para presentarlo como un enfrentamiento.

Se tratan del comisario Romero y el subcomisario Inca, a cargo de la División Sumarios y Brigadas de la Comisaría Comunal 4; y el comisario Du Santos, el principal Cuevas y el oficial Fariña, estos tres últimos efectivos de la Comisaría Vecinal 4D de la Policía de la Ciudad.

Todos declararon ante los fiscales de la causa y por el momento continuarán detenidos, hasta que se defina su situación procesal.

En tanto, un séptimo oficial, identificado como Sebastián Baidón, se presentó en los últimos días para ponerse a disposición de la Justicia, luego de que algunos de sus compañeros señalaron en las indagatorias que fue él quien esposó y verdugueó a los amigos de Lucas.

Reconstrucción del crimen

Para este martes está pautada la reconstrucción de la escena del crimen de Lucas González, desde las 9 de la mañana, con la presencia de los tres policías acusados de homicidio y los seis imputados de encubrimiento.

El procedimiento, que debió suspenderse la semana pasada ante un planteo del abogado de Nieva, López e Issasi que se quejó por no haber sido convocado, comenzará en el cruce de las calles Luna e Iriarte, a metros del club Barracas Central, desde donde salieron los jóvenes de entrenar cuando fueron interceptados por los efectivos de la Brigada deInvestigaciones de la Comuna 4, que les dispararon.

Según los informes balísticos preliminares realizados por la Policía Federal (PFA), se encontraron cuatro proyectiles en el auto: uno en el parabrisas, uno en el ventilete trasero, uno en el lado izquierdo del guardabarros trasero y otro en el respaldo del asiento delantero que ocupaba Lucas.

De acuerdo con la información que maneja la fiscalía, el impacto en el asiento de Lucas salió del arma de Issasi – el jefe del grupo – y el del guardabarros, del arma de López. Una de las balas que impactaron en Lucas no pudo analizarse, mientras que la segunda no puede descartarse que haya salido del arma de Nieva.

Según reconstruyó la fiscalía de Gómez Barbella junto con la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin) – que conduce el fiscal Andrés Heim -, los tres policías eran expertos tiradores.

VIApagina12.com.ar
Compartir