Sigue el conflicto en Barranqueras: el viernes habrá una audiencia de conciliación

Desde el viernes, se mantiene una toma pacífica en el edificio comunal contra las resoluciones que establecieron pases a planta y confirmaciones en cargos. Este martes, la intendenta Alicia Azula, rechazó que recién se haga una audiencia de conciliación el viernes. Aseguró que amedrentan a los empleados a quien resguardará al menos hasta el lunes y que no permiten el funcionamiento de ningún servicio.

“Pensé que se iba a poder normalizar la situación, pero lamentablemente hoy fueron a impedir que salgan los camiones de la policía. Después fuimos para ver si podíamos trabajar con los camiones alquilados y el personal que quería la plaza y se constituyeron en la plaza amenazando al personal”, así lo expresó Alicia Azula, intendenta de la localidad de Barranqueras quien este martes habló de la toma que persiste en el edificio comunal desde que resolvió al menos 120 pases a planta y la confirmación de personal en diversos cargos.

En declaraciones a La Radio, hizo un fuerte planteo contra la Justicia, aseguró que “lamentablemente esperábamos a la ayudante de fiscal a las 6,30 y vino como a las 8,30. Recién les notificaron a los abogados de la Municipalidad que habrá una audiencia de conciliación para el viernes a las 8,30”, anunció.

Dijo que para salvaguardar la integridad de los empleados estima que avanzará con alguna medida para “no tener actividad municipal hasta después de la audiencia de conciliación para el personal que no esté adherido a esta toma del edificio”.

“Yo le dije a la Fiscal que pueden estar protestando en la vereda, hacer sus manifestaciones sin coartar la libertad de los empleados que han sido amenazados: Están buscando nombres como que van a tomar represalias contra aquellos que quieran ingresar a trabajar”, repudió la jefa comunal.

“Le dije al ayudante de fiscal, “me da la impresión que ustedes tiene que ver sangre para tomar una medida contra un hecho ilícito que es la toma del edificio”. Yo no estoy en contra de la protesta y entiendo que los que están beneficiados con la medida que tomé, con la Resolución, están contentos y no van a decir nada y, por supuesto, que a los que no les tocó la medida o el beneficio seguramente estarán disconformes. Más allá de eso, yo no he hecho ningún acto administrativo que no competa a mi función”, aclaró.

“Estamos viendo qué decidir, qué hacemos con el personal para salvaguardar su integridad. Lo más probable es que hasta el lunes no concurran al municipio. No sé si la Dra. Irala no se da cuenta que no tiene recolección, se ve que no le molesta que los vecinos tengan que aguantar con estos 40º de calor”, ironizó.

“Yo me pregunto, qué tiene que hacer sentada en la escalera municipal la hinchada de Orione amedrentando a los empleados que quieren subir a su puesto de trabajo. Me parece que es un procedimiento totalmente anormal. Pero yo en toda esta gestión de la Justicia no pude conseguir nada. De hecho, hace un año que no trabaja el Concejo municipal, no tiene un solo expediente en el orden del día y la Justicia parece que no ve”, disparó Azula.

Por último, consultada sobre su denuncia, afirmó: “Presentamos todo, tuvimos una escribana, acá tenemos la constatación. Pero como le dije hoy a la ayudante de fiscal, me paso ampliando denuncias y ustedes no toman ninguna medida. Pararemos el municipio, yo no voy a exponer a la gente que viene llorando a mi domicilio porque fue maltratada, injuriada. Ayer (por el lunes) atacaron al auto del Dr. Gálvez y amenazaron a toda su familia. Yo no voy a pelear contra un molino de viento. Que sea lo que Dios y la Justicia quiera, en la forma y en los tiempos que quieran resolver las cosas. No se puede”.

 

Compartir