Efecto cepo: el dólar oficial cerró en baja a $63,42 promedio y se desploma el blue

Con una demanda tabicada por el duro control de cambios, los bancos públicos salieron este martes a comprar divisas. Se acorta la brecha cambiaria pero aseguran que es algo transitorio. En la rueda se pactaron apenas US$244 millones, un volumen muy acotado, al igual que ayer lunes, condicionado por el desplome de la demanda minorista que generó el endurecimiento del cepo.

Dólares.

El dólar este martes volvió a operar en baja luego del fuerte ajuste al control de cambio. El minorista cedió 4 centavos a $63,42 en el promedio de los bancos porteños. Y, por segunda jornada consecutiva, contra las expectativas que imperaban en el mercado al instaurarse el supercepo, caen el dólar blue y las demás cotizaciones que se consiguen a través de la Bolsa porteña, que acortan la brecha cambiaria.

El tipo de cambio mayorista, que operan los grandes jugadores del mercado, bajó 3 centavos a $59,47. En esta plaza no hubo un cierre oficial debido al incendio que se produjo en la casa central del Banco Nación, que obligó a evacuar el edificio.

El retroceso del dólar mayorista podría haber sido algo mayor de no ser porque los bancos públicos compraron divisas para orientar los precios. En la rueda se pactaron apenas US$244 millones, un volumen muy acotado, al igual que ayer lunes, condicionado por el desplome de la demanda minorista que generó el endurecimiento del cepo.

“En otra jornada con muy bajo volumen de negocios, la divisa norteamericana operó con tendencia débil y sostenida por las compras de los bancos oficiales”, señaló Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio.

Por su parte, Fernado Izzo, trader de ABC, describió: “Cuando comenzó a operar cerca de media mañana, el BCRA colocó una oferta de US$50 millones a $59,99 y no había compradores de la divisa en pantalla del Siopel (el sistema del MAE por el que se opera el dólar mayorista), la primera operación se marcó insólitamente en $59,30, dando la sensación de un mercado sin rumbo ya que había insólitamente 69 centavos entre oferta y demanda”.

Izzo remarcó, además, que luego de las últimas medidas “se notó una fuerte caída de los precios de los futuros del Rofex, que se están ajustando fuerte: diciembre $3,80, enero $5,20 y febrero $6,30”.

Las cotizaciones paralelas siguen a la baja

Por otra parte, las cotizaciones paralelas siguen a la baja. En una dinámica que sorprendió a los operadores, el dólar blue se derrumba $7 centavos hasta los $67 y se ubica menos de $4 por encima del oficial.

El analista financiero Christian Buteler consideró que la baja es temporaria y que, con un cepo de la magnitud del actual, la brecha no tardará en ampliarse. “La semana pasada todo el que tenía pesos se dolarizó y quedó muy poco en la calle. Muchos que necesitan utilizar ese dinero ahora se están desprendiendo de algunos dólares en el mercado paralelos y por eso baja su precio”, dijo.

Las cotizaciones que se consiguen en el mercado bursátil también se hunden. El contado con liqui, conocido como dólar fuga porque permite sacar divisas del país a través de la operatoria de acciones, cae 7,9% a $75,11. Así, la distancia con el tipo de cambio mayorista cede al 26%. Mientras que el dólar MEP baja 5,6% a $72,50.

La tasa de Leliq, sin cambios

Mientras tanto, el Banco Central sostuvo la tasa de las Letras de Liquidez (Leliq) en 68,003%, milésimas por encima del piso fijado para octubre. Como resultado de las dos licitaciones darias de letras, la entidad emitió $900 millones.

Ayer, la autoridad monetaria definió que los bancos ya no podrán integrar con Leliq y/o Nobac la exigencia de efectivo mínimo en pesos provenientes de depósitos a la vista. El objetivo de esta nueva medida de transición es comenzar a limpiar el balance del BCRA a través de un mayor desarme de los pasivos remunerados de la entidad.

Es que, sin la posibilidad de remunerar sus encajes, los bancos ya no tendrán incentivos para captar depósitos, lo que generará una baja en la tasa de plazos fijos. Una conseción a los pedidos de Alberto Fernández posibilitada por el súpercepo que descomprimió el mercado cambiario oficial.

Compartir