Bajante: aseguran que recién en noviembre comenzarían a crecer los ríos

El presidente de la Administración Provincial del Agua (APA), Francisco Zisuela, se mostró preocupado por la bajante de los ríos Paraná, Paraguay y Bermejo, los cuales están trayendo problema no sólo para la circulación de las embarcaciones sino también para la toma de agua que luego se utiliza para potabilizar. Anticipó que recién en noviembre comenzarían a haber lluvias significativas en la cuenca del río Iguazú.

Foto: Jorge Tello

“Tenemos información que recién para noviembre puede haber alguna lluvia importante. Así que tenemos un mes largo con inconvenientes”, reconoció Zisuela en declaraciones a RADIO CIUDAD.

Advertisement

El funcionario comentó que en estos momentos se están realizando trabajos de dragado en el muelle que tiene YPF en Barranqueras para que las barcazas con combustible puedan encallar. No nos olvidemos que desde acá se abastece a todo el nordeste argentino”, recordó.

“Estamos con un arduo trabajo y con fondos propios de la provincia. No hay un peso de Nación en este sentido”, aclaró Zisuela.

El titular de APA también explicó que el río Bermejo “ha bajado tanto que algunas tomas de agua también están quedando sin agua”. “Gracias al trabajo que hicimos, gracias a la ayuda de Vialidad provincial, ahora estamos abasteciendo con agua cruda al acueducto”, comentó.

Estamos dragando en este momento el muelle de YPF para facilitar la maniobrabilidad de las barcazas con combustibles.

Advertisement
Compartir