VIDEO: padres y técnicos, a las trompadas en un partido de divisiones inferiores

El partido entre For Ever y Sameep terminó en un violento bochorno. Es que un penal cobrado para el albinegro fue el detonante para que se produzca a una terrible batahola que incluyó a jugadores, padres y cuerpo técnico.

Un penal cobrado para el albinegro fue el detonante para que el partido igualado 1 a 1 fuera suspenderse, por la falta de comportamiento de los padres y cuerpo técnico, que lejos de separar a los menores que estaban a los empujones, prefirieron arreglarlo a los golpes.

Advertisement

Los adultos lejos de dar el ejemplo a los planteles de la quinta división del club Sameep y Chaco For Ever, decidieron invadir el campo de juego, insultarse entre padres, y después terminar a las piñas.

La denuncia fue radicada el domingo en la comisaría Duodécima, por parte de José Luis Aquino y Luciano Pérez, por el escándalo registrado en el predio del club “Los Contadores”, que está en la colectora, a la altura del kilómetro 13,5.

Fuentes policiales indicaron que en el segundo tiempo del partido que iba empatado 1 a 1, el árbitro pitó un penal a favor de la visita, lo que generó una discusión y luego empujones, entre los jugadores , pero la situación se descontroló con la invasión a la cancha, de los padres y público.

Los padres así, convirtieron el campo de juego en un cuadrilátero, al igual que los asistentes técnicos de ambos equipos, obligando al árbitro suspender el encuentro que no contaba con seguridad policial, lo que se puso más complicado para apaciguar los ánimos.

Advertisement
FuenteNorte
Compartir