“Defendemos los derechos sexuales y reproductivos”, acentuó Teresa Bossio, referente de Católicas por el Derecho a Decir

La presidenta de Católicas por el Derecho a Decidir, magister María Teresa Bossio visitó los estudios de CIUDAD TELEVISIÓN, donde habló del sostenido trabajo que la asociación civil lleva adelante desde su fundación hace unos 25 años, y de su presencia en Chaco en el marco del 1er Congreso Regional de Educación Sexual Integral con Perspectiva de Género. “Es fundamental la educación sexual con una perspectiva de género integral, desde el Nivel Inicial”, manifestó.

María Teresa Bossio, presidenta de Católicas por el Derecho a Decidir.

“Nosotras somos mujeres católicas que de alguna forma disentimos con la moral sexual de la jerarquía católica religiosa que impone sobre las mujeres un modelo de cuidadora, de maternidad obligatoria y nos pone en este lugar de tentadora, o sos madre o sos otra cosa. Y respeta muy poco la posibilidad de decidir si queremos o no tener hijes (sic). La idea de que las mujeres, además de la maternidad podemos tener otros proyectos de vida, decidir no ser madres. Desde ese lugar defendemos los derechos sexuales y reproductivos”, explicó y mencionó la información acerca de la sexualidad, la anticoncepción, el acceso al aborto legal, entre los ítems en discusión.

Advertisement

Católicas por el Derecho a Decidir trabaja además con otros colectivos feministas para promover políticas públicas que sí existen, aunque marcó que muchas veces “los fundamentalismos religiosos traban un poquito la llegada”.

La iglesia es un ámbito tan amplio y diverso que nosotras la habitamos como se habita el partido peronista que también es amplio y diverso“, acentuó.

Respecto del evento que las trajo, aseguró que “es fundamental que la educación sexual, con una perspectiva de género integral, se trabaje en las escuelas desde el Nivel Inicial hasta el Nivel Medio, en la formación docente, en la educación especial. Y pensar a la sexualidad no solamente dese la lógica de la reproducción sino de lo que implican nuestras relaciones afectivas, el disfrute, el placer”. Mencionó de manera puntual, mencionó el abordaje sobre el currículum y la perspectiva de género. “Comúnmente la historia nunca trabaja sobre las heroínas, que hubo muchas en Argentina y en América Latina”, dijo e hizo hincapié en las formas de incorporar en la currícula contenidos donde las mujeres y las disidencias estén presentes, lo que fue en sí el objetivo del Congreso realizado en Resistencia donde, a partir del trabajo en comisiones, se hicieron relatorías para recomendar o fortalecer el impulso de políticas públicas. “Cuesta a veces romper estas miradas sesgadas acerca de la sexualidad”, ahondó.

Creo que las jóvenes, los jóvenes que están habitando otra forma de pensar el mundo van a construir, cuando sean docentes, o en la medida en la que vayan tomando el sistema educativo, de otra manera“, consideró.

Destacó la fuerte movilización que se dio en torno a la lucha por una ley que otorgue el derecho a decir a las mujeres a través de legalizar el aborto en Argentina, con 700 presentaciones con argumentos a favor o en contra.

Por otro lado, habló de la fuerte militancia de colectivos feministas “para que haya más mujeres, y mujeres feministas en las Listas”. “Tenemos una forma de construcción la mujer, dentro del feminismo, muy transversal, simétrica, que a veces es un buen oxígeno para la política tradicional que construyeron los varones, donde a veces hay y una mirada muy autoreferncial. Por ahí está bueno pensar en una política más de trabajo en equipo, no tan centrada en la figura. Creo que Alberto Fernández, en ese sentido, tiene una lñínea diferente en la forma de construir este amplio espectro que va acompañando y creo que las mujeres también tenemos que ser parte de ese gobierno y empezar a oxigenar estos modelos tan verticales de construcción de la política”.

Advertisement
Compartir