El STJ declaró “abstracta” la presentación contra el cambio de la fecha electoral en el Chaco

A medias, el Superior Tribunal de Justicia le dio la razón a la oposición provincial. Fue la ministra Iride Grillo quién, luego de coincidir con sus pares en que la presentación era "abstracta" y materialmente imposible retrotraer el cronograma electoral, consideró que se debía expedir sobre la cuestión de fondo. Así, consideró inconstitucional el decreto mediante el cual el gobernador Domingo Peppo pospuso la fecha de elecciones provinciales del 29 de septiembre al 13 de octubre.

Una victoria pírrica para la oposición provincial. Así puede ser considerado el fallo de la Sala de Asuntos Constitucionales del Superior Tribunal de Justicia del Chaco que si bien declaró “abstracta” la presentación judicial, a través del voto de la ministra Iride Grillo le dio la razón en cuanto a que el decreto Nº 2518/19 firmado por el gobernador Domingo Peppo era “inconstitucional”. A través de ese instrumento, el mandatario chaqueño decidió posponer la fecha de las elecciones provinciales para elegir gobernador, vice y diputados al 13 de octubre cuando la convocatoria original era para el 29 de septiembre. En realidad, fue Grillo quién consideró que el máximo tribunal debía expedirse sobre la cuestión de fondo, es decir, determinar si era o no inconstitucional modificar el cronograma electoral luego de haber sido fijado.

Advertisement

La sentencia Nº 281/19, que difunde como adelanto CHACODIAPORDIA.COM, fue dictada el lunes 2 de septiembre y lleva las firmas de los ministros Emilia Valle, Alberto Modi, Iride Grillo y Rolando Toledo. Vale consignar que la quinta integrante del STJ, María Luisa Lucas, también preside el Tribunal Electoral que convalidó el cambio de fecha electoral por lo que no intervino en el dictado de esta sentencia. Así las cosas, la decisión judicial no alterará en nada el cronograma electoral en marcha que fijó para el 13 de octubre las elecciones provinciales y para el 10 de noviembre una eventual segunda vuelta.

En concreto, la presentación del Frente “Chaco Somos Todos” pedía la inconstitucionalidad del Acta del Tribunal Electoral que confirmó la fecha de elecciones del 13 de octubre y la segunda vuelta el 10 de noviembre, en base al decreto Nº 2518/19 del Poder Ejecutivo. En ese sentido, los ministros consideraron que han vencido las instancias previstas por la Ley Electoral para presentación de alianzas y el plazo de registro de candidatos y pedido de oficialización de listas y solicitud de asignación de color para las boletas, “lo que torna de imposible cumplimiento la regresión del cronograma previsto por Dec. Nº 1843/09”.

Abundaron los ministros que “imponer una retrocesión de los mismos (plazos) ante la eventual e hipotética anulación del segundo decreto, carecería de todo fin práctico, real y positivo que efectivamente lo justifique”.

La postura de Grillo

La ministra Grillo fundamentó la necesidad de expedirse sobre la cuestión de fondo en función del “interés institucional de la cuestión cuya conflictividad subsiste más allá del estado de situación actual, reviste carácter trascendente y amerita una interpretación constitucional, en tanto y en cuanto existe posibilidad de repetición del acto, lo que justifica una decisión esclarecedora sobre el punto, a fin de que permita ser una guía interpretativa para la resolución de cuestiones similares que pudieran plantearse en el futuro”.

En ese contexto, Grillo cuestionó el dictado de una medida anticautelar contra cualquier resolución judicial y/o de cualquier índole que afecte la legalidad y plena vigencia del Decreto Nº 2518/19, cuando ya existía otra resolución judicial que regía sobre el tema, como el fallo de la Sala Segunda de la Cámara en lo Contencioso Administrativa que hizo lugar a una medida cautelar de no innovar suspendiendo los efectos del Decreto Nº 2518/19 que difirió la fecha electoral. Consideró, en ese sentido, que de permitir ese tipo de medidas en situaciones como la que se discute, provocaría una violación al procedimiento legalmente previsto para la revisión de las decisiones judiciales, “que en lugar de seguir el carril normal de apelación permitiría acudir a un nuevo juez para revocar la decisión desfavorable en detrimento de la garantía del juez natural y el debido proceso”.

Discrecionalidad con “limitantes”

Pese a reconocer el grado de discrecionalidad que confiere la Constitución Provincial al Poder Ejecutivo a la hora de definir la convocatoria a elecciones, Grillo advirtió que “no es óbice para considerarla carente de todo tipo de circunstancias limitantes”. En ese punto, la magistrada puntualiza que “se impone una circunstancia limitante clara y precisa” a la atribución de convocar a elecciones: la prohibición de diferirlas, es decir aplazarlas o retrasarlas. Así, precisa que “la literalidad de la norma no deja margen interpretativo alguno: sin que por ningún motivo puedan ser diferidas”.

Por esas razones, la ministra consideró que el Decreto Nº 2518/19 transgredió las disposiciones del artículo 141, inciso 6 de la Constitución de la Provincia del Chaco.

Advertisement
Compartir