“El cannabis me ayudó a no tener crisis tan seguidas”, aseguró Silvana Meza, paciente con epilepsia refractaria

En el contexto de la sanción de ley que crea el Consejo asesor de políticas para el uso del cannabis medicinal, Silvana Meza y su madre Miriam Diez visitaron los estudios de CIUDAD TELEVISIÓN y relataron en primera personas los efectos de esta medicación, la única con la que la joven logró disminuir en frecuencia y en intensidad las convulsiones por epilepsia refractaria.

Tras la sanción de la ley que crea el consejo asesor de políticas para el uso de cannabis medicinal, Miriam Amelia Diez, madre de Silvana, reconoció que tras la sanción se hizo eco de los alcances de la normativa que entiende apunta a promover la investigación, la producción del cannabis que es lo que dice la Ley aprobada a nivel nacional a la que adhirió la provincia del Chaco. “Creo que este Consejo se crea a nivel provincial como réplica de lo que dice la Ley nacional que es el Consejo Consultivo con esa finalidad. Porque el uso del cannabis lo determinará cada médico, especialista en el tema que es el que prescribe”, consideró.

Advertisement

Silvana Meza padece de epilepsia refractaria y usa cannabis medicinal hace dos años, “no responde bien a otros medicamentos y he mejorado bastante con el aceite, por lo menos en la intensidad de mis crisis y en la cantidad también. Son convulsiones. A veces podía tener 3 crisis por día, todos los días, con el tiempo fueron espaciándose después de varios intentos, con varias medicaciones. Pero el cannabis me ayudó a no tener crisis tan seguidas”.

Habló de las dificultades para el acceso al aceite medicinal “es tedioso y son demasiados trámites”, dijo. A lo que su madre acotó que “en estos casi dos años y medio que está tomando (cannabis medicinal) hemos pasado por cambios en la tramitación”. Comentó que la primera vez, para adquirirlo debieron concurrir a las oficinas de ANMAT, ente nacional regulador de autorizaciones y administración de medicamentos. “Ellos nos aprobaron rapidísimo y compramos el medicamentos que debimos retirar de Ezeiza, porque no mandan a las aduanas provinciales”, relató.

Posteriormente, a fines del año 2017, en diciembre, implementaron nuevos cambios. “Todos los formularios que se llevaban personalmente se los empieza a levantar online en el Sitio de Trámites a Distancia que tienen Nación. Las primeras veces fue engorroso, en una oportunidad demoraron 15 días para aprobar la importación para poder retirarlo de la Aduana. Después fue mejorando. Y ahora, en dos o tres días, dividieron el trámite en Trámite Inicial y Renovación, lo que facilita muchísimo. En uno o dos días está aprobado y entonces uno hace el trámite con el proveedor de Bueno Aires, intermediario de estados Unidos, y se transfiere el dinero para que en tres o cuatro días esté en Ezeiza”.

No obstante la celeridad, aseguró que sigue siendo un inconveniente el retiro en Ezeiza que, además, implica una tramitación de al menos tres horas. “Para nosotros que somos del interior, ir a Buenos Aires y hacer todos esos trámites es una complicación. Lo ideal sería poder comprarlo en cualquier farmacia acá que creo que a eso un poco apunta la ley del cannabis y del consejo asesor y todo lo que se está llevando a cabo en lo legislativo”, añadió.

Por su parte, Silvana recordó que a los 19 años le detectaron la epilepsia refractaria, en abril de 2011, días antes de cumplir los 20. “Probaron de todo, medicamentos, anticonvulsivos, corticoides, varios procedimientos. Nada dio resultado acabadamente porque ella sigue tomando anticonvulsivos pero eso no le frena las crisis”, aclaró.

Comentó que frente a lo inestable de estas crisis, algunas veces poco frecuentes y otras muy recurrentes, volvieron a consultar en 2016 a especialistas de Buenos Aires “y fue su médica la que nos pidió que probemos con el cannabis legalmente habilitado sanitariamente, que es el de Estados Unidos o el de Canadá. Y ahí comenzamos, a mediados de 2016, principios de 2017”.

La prescripción cada 60 días, como exigencia de la ANMAT. “Nosotros compramos dos frascos de cannabis de 100 ml. cada uno que salen US$ 680, que varía en el precio con su variación”, planteó la madre.

Advertisement
Compartir