Caso Abril: tras declarar durante cuatro horas, sus padres continúan detenidos

Lorena Padován, defensora oficial de los progenitores de la niña que fue hallada en un basural de la zona Sur, gravemente herida, brindó algunos detalles en CIUDAD TV sobre la declaración que ambos hicieron en la mañana de este miércoles ante la Fiscalía. "No hay ninguna prueba que los relacione con el secuestro de la niña", afirmó

La letrada confirmó que los padres de Abril, “hoy miércoles declararon de 9 a 13 horas. Se quiebran a cada rato pensando en la situación de su hija, del bebé que tiene que amamantar y sus otros hijos”. Explicando que “el Código Procesal otorga 10 días para definir la situación de estas personas. Y estamos haciendo presentaciones para que se resuelva cuanto antes, sobre todo lo de la madre por los niños que tiene que atender”.

Advertisement

Destacando que la mujer tiene, “otro hijo que amamanta y hace 4 días que no lo está haciendo, y están los otros niños. No hay ninguna prueba que los relacione con el secuestro de la niña”. También señaló la abogada que “hoy miércoles vieron por primera vez la filmación (en la que se llevan a la niña) en la Fiscalía y quieren ver más grandes la imágenes para tratar de que se identifique el vehículo o la persona que lo conduce”.

Padován reveló que los padres de Abril, “temen que finalmente no se detenga a nadie y quede impune el secuestro y las lesiones que sufrió la niña. Están pidiendo medidas de prueba, pero ellos no están en condiciones de acusar a nadie”.

Asegura que – en la mañana de este miércoles – ambos declararon que, “en su vida no hay nada que sea sospechoso. La hija mayor tiene 20 años y ha tenido violencia de género; y tienen otros hijos que conviven en un solo ambiente. Se sostienen económicamente de la pensión familiar y no han tenido situación de violencia con sus hijos”.

Acotó inmediatamente que “el padre reconoce que fue consumidor de drogas, pero eso no tiene nada que ver con que desaparezca la niña. Es una problemática de salud mental. Además van a una Iglesia hace bastante tiempo para combatir ese tema de consumo; él no es un consumidor asiduo y siempre busca no volver a hacerlo”. Informando que este hombre tiene un antecedente en 2007 por tenencia, pero “eso no está penalizado”.

“Ellos vienen pidiendo saber de qué los acusan y volvieron a confirmar que no obstaculizaron la justicia. Están pidiendo ser querellantes y se muestran profundamente preocupados por no saber el estado de su hija”, relató Lorena Padován, abogada defensora de los padres de Abril.

Luego añadió que “no hay pruebas que haya dado a conocer el Ministerio Público Fiscal”, y marcó con vehemencia que, al momento del secuestro, “hay testimonios compartidos de que la niña grita y llora, y hasta un patrullero ve lo que sucede. Vamos a pedir que convoquen a las fuerzas que estuvieron en la zona; porque hay tanta gente que vio a la niña gritando y llorando y nadie hizo nada”.

Advertisement
Compartir