De Paoli: “Se están prendiendo todas las luces amarillas y perdiendo fuentes de trabajo”

El referente del mercado de combustibles, Miguel De Paoli, aseguró en CIUDAD TV que los propietarios de vehículos están haciendo su economía; una situación que, “venimos padeciendo hace varios trimestres”. Ratificó que hay una retracción y ello se ve en la venta, y existe una gran preocupación en el sector.

Entre tantos temas que hoy preocupan a los argentinos, está el alto costo del combustible, más aún en las provincias del Norte. “Es un poco lo que siempre comento, que tenemos dos variables que afectan el precio, que son el costo del barril de petróleo y el del dólar”, sostuvo Miguel De Paoli.

Comentó además la reciente disertación de un especialista económico que indica, “un panorama inflacionario del 50%, respecto del valor que teníamos en enero de 2019”; situación ratificada, a su entender, “cuando vemos que cae la cantidad de vehículos patentados, y los consumidores están haciendo su economía. Esta situación, para nuestro sector, es un impacto importante; y lo venimos padeciendo hace varios trimestres”.

Señaló también con preocupación que, “cerraron 100 estaciones de servicio durante el 2018”, y que “hay una retracción mes a mes”, considerando que “las familias siguen gastando lo mismo, pero comprando menos combustible. Lo venimos sintiendo en la venta”.

Sobre la disparidad en los precios, el referente del sector dijo que, “hay políticas que tienen que ver con las distintas marcas. En otros países, quizás las empresas tengan precios diferentes. Hubo un tiempo en que el precio estaba fijado, y esta realidad de todos con precios iguales cambió, y ponen su valor respetando la ley de la competencia”.

En su opinión, “hay que mirar más a largo plazo, y ver cómo va a varias en las distintas empresas. Hoy está llegando a 50 pesos la nafta súper, pero si tomamos los precios internacionales me da un valor que toca los 60”.

“La realidad de este mercado no puede escapar a la realidad del petróleo y el dólar. No tengo una bola de cristal, y no sé si este gobierno va a dar algún cambio. No se puede hacer un pronóstico sobre cuál va a ser el valor”, especificó.

El empresario estacionero añadió que “hay una gran preocupación. Sabemos que va a ser un año parecido al que están viviendo las concesionarias de autos, con meses de no vender y la nuestra se va a parecer. Nadie puede tirar manteca al techo y decir que bien que nos va. Así no podemos invertir ni sostener el empleo”.

Finalmente, De Paoli, dijo que “se están prendiendo todas las luces amarillas y perdiendo fuentes de trabajo. En abril se dan las paritarias por los sueldos y va a ser una pelea de pobres”.

Compartir