Sabadini: “Es imposible que una pericia confirme si hubo o no lavado de dinero; eso lo tiene que decir el juez”

El fiscal federal de Resistencia, Patricio Sabadini, pidió “desmitificar” el valor que tiene en una causa judicial una pericia contable. Sostuvo que es “imposible” que un informe de estas características pueda confirmar o no si hubo lavado de dinero. “Eso lo resuelve el juez”, indicó. Lo dijo tras pedir la nulidad de la pericia realizada por el contador de la Policía Federal, César Azpiroz, en el marco de la causa Lavado II.

Patricio Sabadini, fiscal Federal de Resistencia.

“Lo que nosotros cuestionamos son dos puntos en concreto. Por un lado, que los peritos no evaluaron todos los elementos incorporados en la causa y por otro lado son los resultados de la pericia que los venía anunciando una de las imputadas con bombos y platillos”.

El fiscal Federal de Resistencia, Patricio Sabadini, resumió así el escrito que presentó el martes a la Jueza Federal, Zunilda Niremperger, solicitando la nulidad de la pericia realizada por el contador de la Policía Federal, César Azpiróz. Justamente, en su informe, Azpiróz dictaminó que, de acuerdo a las pruebas incorporadas en el expediente, no se constató la existencia de lavado de dinero ni enriquecimiento ilícito en la causa conocida como Lavado II, que tiene a la diputada nacional de Cambiemos, Aída Ayala y al sindicalista, Jacinto Sampayo, como principales procesados.

En declaraciones a radio Facundo Quiroga, el fiscal remarcó que tiene serias sospechas de que los datos de la pericia fueron filtrados a Ayala mucho antes de que fueran incorporados a la causa. “Y no es una de las imputadas de menor jerarquía, sino que es la imputada que nosotros consideramos como jefa de la organización, la persona con más poder respecto de los otros involucrados en la causa”, advirtió.

“La mínima sospecha que tengo es que los resultados de esa pericia se filtraron. Involuntaria o voluntariamente, eso lo veremos. Pero ya de entrada el deber de confidencialidad que deberían haber guardado los peritos está en peligro”, explicó el fiscal.

“Si nosotros tenemos que la imputada con más importancia en términos de poder, de rol dentro de la organización, tiene acceso a los resultados de una pericia otorga fuerza a lo que nosotros venimos resolviendo y pidiendo, tanto de mi parte, como de la jueza y de la Cámara de Apelaciones, es que la misma tiene que estar privada de la libertad porque consideramos que puede entorpecer la investigación”, remarcó.

Sabadini comentó además que será la jueza Niremperger quien pedirá o no una nueva pericia. “Eso quedará a consideración de la jueza. Pero hay antecedentes en la jurisdicción en donde la causa fue elevada a juicio aún sin pericia, como por ejemplo la causa Carbón Blanco”, recordó.

Finalmente, el fiscal buscó “desmitificar” el valor que tiene una pericia contable en una causa como esta. “Hay una cosa que hay que desmentir: la pericia no me va a decir si hubo o no lavado de dinero. Tampoco me va a hablar de las relaciones interpersonales entre los involucrados y la exintendenta. Es imposible que una pericia diga si hay o no lavado de dinero. Eso lo tiene que decir el juez”, argumentó.

Nota relacionada 

Lavado II: pidieron la nulidad de la pericia de la Policía Federal y que se investigue al perito por falso testimonio

Compartir