La niña wichí abusada y embarazada será trasladada este lunes a Resistencia

La niña wichí de 11 años que reside en Miraflores, que fue abusada y ahora cursa un embarazo de 23 semanas será trasladada el lunes a Resistencia para recibir mayores cuidados en el hospital Perrando. Así lo confirmó la coordinadora del Programa de Salud Integral en la Adolescencia, Liliana Encisa.

Foto: archivo

“La niña Wichi de 11 años cursa un embarazo forzado, no hay dudas de eso”, sostuvo la doctora Encisa al ser consultada sobre el caso.

“Lo que nos pasa como provincia no es una cuestión menor, el año pasado tuvimos 183 embarazos en jóvenes menores de 15, se nos ubicó con una tasa de fecundidad del 3,6% por cada 1000 mujeres de esta edad”, dijo la funcionaria en declaraciones a Canal 9.

“Es un embarazo de alto riesgo, transita la semana 23 de gestación y existe la posibilidad de que se suceda un parto prematuro, es una de las posibilidades por ser una mujer tan chica, es por esto que se tiene a la niña cerca de equipo de salud de alta complejidad”, añadió Encisa.

Cabe recordar que la Fiscalía Penal de Castelli tomó intervención en el posible abuso de una niña indígena de la etnia wichí de 11 años a partir de la denuncia presentada el 5 de diciembre por la directora del Hospital de Miraflores, del cual dependen las comunidades aborígenes que viven en el Paraje Techat II, donde vive la niña con su familia. El autor sería el padrastro.

De acuerdo a la denuncia, la directora del Hospital de Miraflores, Evelin Pittau, tomó conocimiento del hecho el 3 de diciembre pasado por intermedio de un agente sanitario, quien recibió la noticia de otro compañero de trabajo, según informó el Centro de Estudios “Nelson Mandela”.

Entre los datos aportados, se indicó que la nena (NA) podría haber sido abusada por su padrastro, aunque no se conocen las medidas que la Justicia castelense adoptó ante el presunto abuso y embarazo forzado. La niña vive en el paraje mencionado, jurisdicción de Miraflores. Cursaba un embarazo de 23 semanas al momento en que le brindaron la primer asistencia sanitaria en el Hospital de esa localidad. Hasta su ingreso al Hospital de Miraflores no se había realizado ningún control de embarazo.

FuenteDiario 21
Compartir