Corrientes: pareja fue condenada a 40 años de cárcel por abusar de seis niños

La querella solicitó la pena máxima. En tanto la defensa solicitó piedad y requirió 15 años para ambos. Sin embargo, por unanimidad el Tribunal dictó el fallo. Para la familia de las víctimas, se hizo Justicia. Las víctimas fueron seis chicos, de diversas edades, vecinitos de la pareja sentenciada.

Los condenados junto a sus defensores. (Foto: Diario Época)

El Tribunal Oral Penal Nº2 de la vecina capital, condenó a 40 años de prisión a Maximiliano Ayala y a su pareja, Vanesa Fernández, por considerarlos penalmente responsables por los delitos de abuso sexual gravemente ultrajante, abuso sexual con acceso carnal, amenazas y corrupción de menores.

Las víctimas fueron seis chicos, de diversas edades, vecinitos de la pareja sentenciada. Las investigaciones iniciaron cuando una mamá halló un pendrive en el cual había imágenes y secuencias del horror.

“Por las características y persistencia del hecho como la captación y modalidad hace pensar que cualquier condena será insuficiente pero también es entendible que es una sentencia única en la región, por la cuantía de pena. Estamos satisfechos”, fueron las palabras de Hermindo González, desde la querella, tras escuchar el fallo del Tribunal.

La fiscalía en la audiencia anterior había solicitado la pena de 40 años para Ayala y 30 para Fernández, porque entendió que el hombre tenía la mayor responsabilidad y que “se contempla la situación de la pareja que sufría violencia de género”.

Por su parte, la querella requirió la pena máxima de 49 años, porque se trató de “una empresa criminal en el cual cada uno tenía una función para cometer este hecho. En cuanto al abuso sexual con acceso carnal, la mujer no podía ser autora pero sí coautora. En ese sentido ambos tuvieron la misma responsabilidad y por ello la mensura de la pena de igual manera”, dijo González a diario época. Desde las defensas de ambos imputados, solicitaron de igual manera la pena de 15 años.

Reconocieron la existencia del hecho como la autoría de ambos, pero solicitaron piedad ante la pena, ya que los dos son jóvenes (34 y 35 años), no tienen antecedentes delictivos, y tienen en común un chico de 13 quien está al cuidado de una abuela; “por lo que requiere la presencia de los padres en esa etapa de la adolescencia”, agregaron. Además, cumplir con 15 años tras las rejas, ya sería tiempo suficiente para luego “resocializarse”, fundamentaron.

Tras un cuarto intermedio, por unanimidad condenó el Tribunal a la pena de 40 años de prisión a Ayala y a Fernández por considerarlos penalmente responsables por los delitos de abuso sexual gravemente ultrajante, abuso sexual con acceso carnal, amenazas y corrupción de menores.

Fundamentos del fallo
El próximo 2 de agosto se conocerán los fundamentos de la sentencia. Desde la querella González anticipó que no apelará el fallo, porque está “satisfecho con la condena aplicada”, dijo.

Los hechos
El escenario de los abusos fue una casa situada en un pasaje sin nombre, a media cuadra de calle Liniers y a una de Loreto, en el barrio San Antonio Este de la ciudad capital de Corrientes.
“Una mamá encontró una memoria después de un robo que sufrió en su casa y la revisó y fue ahí que encontró estas cosas horribles” dijo, Claudia madre de una de las víctimas.

La mujer inmediatamente hizo la denuncia ante Delitos Sexuales, y desde entonces comenzaron con las investigaciones.
“Mi hija me contó ya quebrada. Tenía 8 años en ese momento, y nos dijo que les amenazaban que me iban a matar si ella contaba lo que le hacían”, agregó Claudia ante la prensa.

Decenas de fotografías extraídas del chip de un teléfono celular muestran a las pequeñas completamente desnudas en distintas situaciones e, incluso, en algunas de ellas forzadas a tocar el miembro viril de quien sería el principal acusado.
Los hechos fueron denunciados el 12 de febrero de 2017, pero los menores habrían sido abusados tiempo antes de que se descubriera el delito.

En sus primeras declaraciones los familiares contaron que no sabían desde cuando eran abusadas las niñas.
“No sabemos desde cuándo pasó esto. Las nenitas tienen mucho miedo porque fueron amenazadas. Esa mujer (Vanesa Fernández) engañaba a las nenas y cuando iban a su casa las abusaban. Los padres están en crisis de nervios, con bronca y dolor. Queremos Justicia, que los metan presos”, manifestaron algunos familiares y vecinos autoconvocados cuando supieron lo ocurrido.

Ahora la pareja deberá cumplir la condena de 40 años tras las rejas. Quedan las familias con la satisfacción de que se hizo Justicia, pero aseguraron que “el trastorno psicológico en las pequeñas” es un trabajo que deberán continuar por mucho tiempo más.

VIAdiarioepoca.com
Compartir