Niz: “Las políticas de esta gestión neoliberal nos hacen perder nuestra soberanía y nos conducen a la esclavitud eterna”

El dirigente de la UPCP, José Niz, expresó su total rechazo con el rumbo económico tomado por el Gobierno Nacional. Aseguró que impacta de lleno en los sectores vulnerables y la clase media argentina y advirtió que “sumirá a la Argentina en un pozo del que será muy difícil salir, aumentando las estadísticas de desnutrición y mortalidad”.

José Niz, secretario General de UPCP.

El secretario General de Unión del Personal Civil de la Provincia, José Niz, se expresó en torno al contexto económico  y financiero de la Argentina y al rumbo definido por el Gobierno Nacional en este sentido, del que marcó “la total incompetencia para proteger el mercado interno y propiciar soluciones de fondo en la economía argentina”. “Impacta directamente sobre los sectores vulnerables, al que hoy se suma la clase media”, aseguró y amplió: “Las políticas implementadas por esta gestión neoliberal nos hacen perder nuestra soberanía y nos conducen a la esclavitud eterna”

Repudió las imágenes con “caravanas de camiones  de caudales trasladando los dólares que se llevan de nuestro país” y el hecho de que “la clase gobernante se enriquezca por ser socios de los fondos de inversión que le prestan dinero a la Argentina”. “Nuevamente seremos esclavos de la dictadura financiera, manejada por países económicamente poderosos que rapiñan cuando un país se está desmoronando, como resultado de políticas financieras y económicas improvisadas y gastos superfluos que los paga el pueblo argentino”, sentenció el dirigente gremial.

Recordó que desde la UPCP se venía advirtiendo desde hace tiempo sobre el ajuste, el tarifazo, la inflación, la devaluación de la moneda, las paritarias con techo,  “incrementos insuficientes impuestos por Decreto, descuentos en los haberes  por reclamar su derecho, judicialización de la protesta, políticas asfixiantes para nuestras economías regionales, reforma previsional, proyecto de reforma laboral y  pacto fiscal”. Todo un combo que “genera un escenario nefasto para los trabajadores y los sectores vulnerables a quienes se los culpa de los altos costos que generan sólo por existir”.

Advirtió que un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional “no sólo profundizará estas políticas de hambre sino que sumirá a la Argentina en un pozo del que será muy difícil salir, aumentando las estadísticas de desnutrición y mortalidad”.

Chaco y las políticas de ajuste del Gobierno Nacional

Respecto de la situación de la provincia frente a las políticas nacionales, Niz aseguró que “no está ajena al impacto de estas políticas de hambruna y recesión”. “El  pacto fiscal suscripto por el gobernador de la Provincia (Domingo Peppo) será un protocolo benévolo ante las condiciones que el FMI le impondrá a la Argentina: reducción de gastos  en salud, educación y seguridad, con el consiguiente aumento de los  servicios esenciales; inestabilidad laboral, reducción de las jubilaciones, préstamos para pagar deuda y sin políticas de desarrollo del mercado interno. Éste será el modelo de medidas que pretenden aplicar para terminar de hundir al pueblo argentino”, advirtió el dirigente.

Los trabajadores estamos de pie

Desde la UPCP consideraron que los trabajadores “no sólo debemos resistir a estas políticas pensadas para perjudicar al pueblo argentino, y chaqueño en especial, sino que tenemos que exigir a nuestros representantes que implementen un plan de contingencia de modo urgente, que proteja al pueblo de las severas consecuencias del estancamiento, la crisis económica y de la dependencia del financiamiento externo situación reconocida por el presidente Mauricio Macri en su discurso del 8 de mayo de 2018”.

“Nuestros representantes deben implementar medidas para preservar a los ciudadanos, para que  los derechos conquistados no se diluyan en el pago de intereses de la deuda o políticas de vaciamiento: Exigir que el dinero se  transfiera a la provincias, la restitución de las retenciones a los sectores más poderosos, creación de fuentes de trabajo y que de modo rápido se  regule el mercado para poner fin a la timba financiera que beneficia a unos pocos que siguen pisoteando los derechos de los que todavía trabajamos, de los jubilados, de nuestros niños, de las personas con discapacidad y de aquellos que hoy forman la creciente mano de obra precarizada y desempleada”, concluyeron.

 

Compartir