Capitanich aseguró que las políticas nacionales provocan desocupación y pobreza en el norte

A pocos días de una nueva visita del presidente, Mauricio Macri, al Chaco, el intendente de Resistencia, Jorge Capitanich, reiteró su dura posición en contra de las políticas nacionales. Dijo que desde Nación se recortaron un suspendieron un sinnúmero de planes de financiamiento para obras públicas en la capital chaqueña y la provincia las cuales afectaron directamente a los chaqueños. Dijo que la estrategia del gobierno nacional es de “discriminación y aniquilamiento”.

Jorge Capitanich, intendente de Resistencia.

“No tuve ninguna invitación”, dijo Capitanich, al ser consultado por RADIO CIUDAD respecto de su asistencia a la reunión que encabezará el viernes en Resistencia, el presidente, Mauricio Macri, junto a gobernadores del NEA y referentes de distintas entidades productivas de la región.

De todos modos, consideró que más allá de las buenas intenciones que se planteen en el encuentro, la Nación mantiene una política discriminatoria hacia las provincias del Norte. “Considero que la agenda de la Nación es la de extinción o aniquilamiento. Porque no hay ningún tipo de trato desde el punto de vista de políticas públicas”, disparó.

Para fundamentar su posición, Capitanich hizo un racconto de las obras que cayeron durante la gestión de Macri debido a una decisión de cortar una serie de líneas de financiamiento y de ralentizar la ejecución de las que ya se estaban concretando. Además dejó en claro que la obras que se están ejecutando actualmente son todas que comenzaron con el gobierno anterior.

“Hemos tenido el convenio de cooperación para el financiamiento del hospital Veterinario. Estamos ejecutando esa obra con financiamiento nacional. Pero el Estado nacional, de manera unilateral, absolutamente inequívoca en su posición contraria hacia los ciudadanos de Resistencia, nos quitó las siguientes fuentes de financiamiento: un contrato de ejecución que iba por la avenida Juana Azurduy y Juan Manuel de Rosas, que es vital para la interconexión entre la autovía de la ruta 16 y la 11″, dijo.

“La avenida Alberdi, la avenida San Martín. El financiamiento con la Corporación Andina de Fomento. Es decir que si uno toma en consideración más o menos todas las cuadras de pavimento con fuentes de financiamiento nacional e internacional teníamos aproximadamente 500 cuadras para Resistencia”, sostuvo.

“Esto constituye una afrenta y una acción unidireccional por parte del Estado Nacional excluyendo al Chaco. Nosotros teníamos 7 mil viviendas (para construir) y actualmente 2.500 están en proceso de ejecución pero no fueron terminadas aún a 26 meses del gobierno”, añadió.

“No hay ninguna obra nueva en la provincia, sino que sólo hay una continuidad de las obras que estaban ejecutándose con fuentes de financiamiento internacional en el marco del programa Norte Grande que fue abolido y reemplazada por el Plan Belgrano que no tiene principio de ejecución en ninguna obra nueva en el Chaco”, comentó.

También afirmó que la obra para la construcción de la autovía de la ruta 11 “tiene paso de tortuga en términos de ejecución”. “La ruta 16 que decían que la iban a terminar rápidamente y no la terminaron. Me parece que se trata de una estrategia de discriminación respecto de las provincias del norte. Y después nos sorprendemos cuando hay un aumento de la tasa de desempleo y de pobreza”, indicó.

Política

Por otra parte, consultado por la reunión de Gualeguaychú que mantendrán el viernes dirigentes del denominado “peronismo federal”, encabezado por el senador mendocino, Miguel Pichetto, Capitanich le bajó el precio a dicho encuentro y remarcó que se juntarán “senadores que están en proceso de finalización de sus mandatos, que no pueden ser reelegidos en virtud de que no pueden volver a sus provincias porque acompañaron todas las políticas que impulsó el gobierno de Macri en contra de los jubilados, trabajadores, economías regionales y de los intereses estratégicos del país”. “Esto es una puesta en escena promovida por el gobierno nacional a través de los senadores que son funcionales a su estrategia en el Congreso”, remarcó.

“Todo el tiempo se plantea una contradicción entre el macrismo y el kirchnerismo, pero acá lo que hay que plantear es una contradicción entre oficialismo y oposición. Muchos que forman parte teóricamente del espacio del peronismo, pretenden quedar siempre bien con el gobierno y decir que el límite es el kirchnerismo”, explicó.

“El kirchnerismo ha sido una síntesis política de los movimientos populares emergentes dentro de un contexto determinado del país. Hoy estamos en la constitución de una nueva síntesis. Macrismo y kirchnerismo es una contradicción secundaria. Oficialismo y oposición es la contradicción principal”, sostuvo.

 

Compartir