La casa de ‘Moncho’ Otazo se convertirá en un Museo de Historia y Antropología

Este martes por la tarde, el intendente y el secretario de Gobierno de la Municipalidad de Sáenz Peña, Gerardo y Bruno Cipolini, junto a la señora Nely Páez y ante escribano público, concretaron la firma de un convenio; por medio del cual se cede al estado municipal el inmueble perteneciente en vida al recordado explorador y naturalista Ramón Otazo.

Ramón 'Moncho' Otazo.

En una de las cláusulas de este documento, se establece que la condición principal – para recibir el inmueble ubicado en calle 7, entre 6 y 8, del Ensanche Sur – es que la comuna lo convierta en un Museo de Historia y Antropología.

Advertisement

En este lugar, se exhibirán documentaciones que se plasmaron en fotografías, películas y videos sobre las travesías de este épico personaje chaqueño. Además, se brindarán charlas informativas sobre las 62 expediciones realizadas por Otazo y las conferencias de Ciencias Naturales, Historia, Antropología y Arqueología que dictara en toda la región y en otros puntos del país.

Una vida signada por la aventura
Moncho Otazo nació, el 31 de agosto de 1944, en Colonia La Chiquita del Departamento Comandante Fernández; y falleció a los 69 años dejando un legado de aventuras y amor por la naturaleza.

A los 24 años realizó su primera expedición, con el objeto de observar la naturaleza chaqueña. Esta iniciativa lo llevó a caminar 200 kilómetros desde Presidencia Roque Sáenz Peña hasta la costa del Río Teuco donde, con Londra su compañera expedicionaria, construyeron una embarcación de yuchán y sauce. Y con la cual navegaron los ríos Teuco, Bajo Bermejo, Paraguay y Paraná, culminando en el riacho Barranqueras.

A partir de esta primera incursión, se sucedieron un total de 62 expediciones por la región del Gran Chaco, en un lapso de 38 años.
Los recuerdos de sus expediciones quedaron guardados en 8.000 fotos diapositivas, unas 2.000 en papel color y en más de 200 horas de documentos fílmicos.

En el año 1995 abrió un Museo en su domicilio, el que estuvo dividido en dos sectores: uno con materiales de Ciencias Naturales y en el otro de Historia y Arqueología. Pero, ocho años después, suspendió la exposición al público por la falta de seguridad.

Participó en varias películas documentales, hizo numerosas notas sobre sus vivencias en revistas, periódicos locales y de otras provincias del país y fue varias veces reconocido por importantes instituciones.

Advertisement
Compartir