La Justicia ordenó al Sindicato de Camioneros que cese con el bloqueo contra la empresa Habitar

La jueza del Trabajo de la Primera denominación, Ana Fernández, ordenó al Sindicato de Camioneros del Chaco que cese de manera inmediata con el bloqueo a la planta de la empresa Habitar. Lo hizo al hacer lugar a una medida cautelar promovida por el Centro de Empleados de Comercio.

Depósito de Habitar. (Foto: Diario Norte)

La cautelar tiene fecha del jueves y prohíbe al Sindicato de Camioneros “que por las vías de hecho obstaculicen el normal funcionamiento de la empresa DILCAR S.A. (Habitar) en sus distintas sucursales y que cesen con cualquier tipo de presión que implique innovar en el encuadre sindical de los trabajadores hasta tanto se dicte sentencia en la causa principal bajo apercibimiento de correrse vista al Fiscal Penal en turno, y de la aplicación de astreintes que se fijan en $2 mil por cada día de retardo las que se efectivizarán desde la notificación de la presente resolución”.

Advertisement

El bloqueo

Desde el lunes, el gremio de Camioneros del Chaco realiza un bloqueo en la planta de Habitar, cerca de Fontana, que no permite el ingreso ni egreso de productos a la empresa. La medida de fuerza pretende exigir el traspaso de 20 trabajadores de esta empresa a su sindicato. Los empleados acompañan la medida, por lo que están llevando a cabo un paro de actividades por tiempo indefinido, informó La Voz del Chaco.

Miembros del directorio de Habitar efectuaron la denuncia pertinente a la Fiscalía 1 de Resistencia y reclaman que la doctora Ingrid Wenner resuelva la situación.

Además, manifestaron que “el gremio viene realizando amenazas desde hace varios meses” que desembocaron finalmente en el bloqueo montado en la puerta de la empresa.

“Lo que piden no es atendible, puesto que la sindicalización de empleados se establece por la actividad principal de la empresa, es decir, en este caso corresponde que los trabajadores de Habitar estén bajo la órbita del Sindicato de Empleados de Comercio y no del gremio de Camioneros”.

“Es un acto ilegal de presión y coerción”, concluyeron, a la espera de que en las próximas horas la Justicia pueda poner fin al conflicto. Mientras tanto, personal policial permanece en la planta cumpliendo con la tarea de custodia.

Por su parte, fuentes del Sindicato de Camioneros filial Chaco argumentaron que “se llegó a este límite porque la patronal no admite que estos 20 compañeros no pertenecen a la parte administrativa de la empresa, a quienes sí le corresponde estar bajo el amparo del Sindicato de Empleados de Comercio, sino que realizan trabajos de logística”.

Advertisement
Compartir