Desde este sábado está habilitada la playa Arazaty, en la capital correntina

La Municipalidad de Corrientes inauguró este sábado la temporada veraniega 2017-2018 con la habilitación de 500 metros de la playa Arazaty. Los bañistas contarán con los servicios gratuitos de sombrillas y sillas anfibias que permiten que personas con movilidad reducida puedan disfrutar en el agua.

Luego de varias jornadas calurosas en las que cientos de bañistas se volcaron a las playas de costanera Sur a pesar de la falta de habilitación de las mismas, el municipio correntino habilitó hoy, desde las 10, un sector de la playa Arazaty, y consultado sobre la apertura de la temporada veraniega, el director de Playas y Balnearios de la Municipalidad, Luciano Artal, comentó que “mañana (por hoy) en horas tempranas se procederá al vallado en la playa Arazaty desde abajo del puente hasta el estribor; son más de 500, 600 metros de playas y a medida que el río nos permita, vamos a seguir inaugurando más playas”.

Advertisement

Cabe recordar en este sentido que en los últimos tiempos se produjo un aumento del caudal del río Paraná que si bien no llegó al nivel de alerta, complicó la habilitación de algunos balnearios.

En cuanto a los trabajos que se vinieron ejecutando para recibir a los bañistas, Artal comentó que “se llevaron a cabo algunos arreglos en los sanitarios y en el ingreso a todo el sector de playas”.

“Contaremos con Seguridad Urbana, aunque con poco personal, pero estará presente como todas las temporadas y controlarán que las personas no ingresen con bebidas alcohólicas y objetos punzantes o de vidrio”, dijo el funcionario comunal.

También desde la Comuna informaron que se dispondrá 20 guardavidas, personal de Guardia Urbana, entre otras prestaciones, y en relación a este servicio se debe recordar que desde este sector comentaron que los que generan mayores inconvenientes son los adultos, a diferencia de los adolescentes que respetan la autoridad que estas personas revisten dentro de los balnearios.

Desde la Comuna recalcaron que la entrada para los bañistas será de 10 a 20 y no se permitirá acceder con botellas de vidrio ni animales.

Se debe considerar que el resto de las playas no cuentan con habilitación correspondiente para que la gente ingrese al agua, dado los estudios de barimetría y que su puesta en funcionamiento quedará en manos de las nuevas autoridades comunales, después del 10 de diciembre.

Advertisement
FuenteEl Litoral
Compartir