El Comité Contra la Tortura pidió al Congreso que prorrogue la Ley de tierras indígenas

Miembros del Comité de Prevención contra la Tortura remitieron al Congreso de la Nación, a través de la Comisión Unicameral Especial de los Pueblos Indígenas, el pedido para que de manera “urgente y con carácter prioritario, prorroguen la Ley de emergencia en materia de posesión y propiedad de las tierras que ocupan las comunidades indígenas del país.

Desde Chaco, también piden la prórroga de la ley 26.160 (Foto gentileza vaconfirmamendoza.com.ar)

En el marco de la situación que atraviesan los pueblos indígenas en relación a la posesión de las tierras y el vencimiento de la Ley Nacional 26.160, vigente en el país desde hace 10 años, los miembros del Comité de prevención de la Tortura, otros Tratos y Penas Crueles, Inhumanos y/o Degradantes (CPTCh) resolvieron requerir al Congreso de la Nación que sancione, en forma urgente y con carácter prioritario, la prórroga de la Ley de emergencia en materia de posesión y propiedad de las tierras que ocupan las comunidades indígenas.

Advertisement

La Ley de 2006, prorrogada en 2009 y 2013, determina que el Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) deberá realizar un relevamiento de las tierras que ocupan las comunidades indígenas.
Por otra parte, plantearon que según la Auditoría General de la Nación en un estudio realizado en el año 2012, el INAI no posee la estructura organizativa, ni los recursos humanos para el cumplimiento de las funciones que debe llevar adelante.

Ante esto, recordaron que la ONG Amnistía Internacional informó que hay 1.532 comunidades identificadas en la actualidad y sólo 759 han iniciado el proceso de relevamiento.

Y, además, que el contexto socio político actual la “Declaración de las Naciones Unidas sobre Derechos de los Pueblos Indígenas” reconoce el derecho a las tierras y recursos que tradicionalmente han poseído, ocupado, utilizado o adquirido, debiendo el Estado asegurar la protección jurídica de esas territorios, respetando las costumbres, las tradiciones y los sistemas de tenencia de la tierra de los pueblos indígenas.

Marcaron también que el Convenio N° 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre Pueblos Indígenas y Tribales en Países Independientes determina que el Estado debe respetar la importancia especial que para las culturas y valores espirituales de los pueblos reviste su relación con los territorios que ocupan, garantizando la protección efectiva de sus derechos de propiedad y posesión.

Y que la Constitución Nacional, en su Art. 75, Inc. 17, reconoce la preexistencia étnica y cultural de los pueblos indígenas y señala que debe garantizarse la posesión y propiedad comunitaria de las tierras que ocupan, y regularse la entrega de otras aptas y suficientes para el desarrollo humano.

Asimismo, citaron que Luna Miguens, coordinadora del área Derechos Económicos, Sociales y Culturales el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), aseveró que como la Ley no entrega los títulos de propiedad siguen existiendo los desalojos a pesar de la norma, puntualizando que “es importante en el corto plazo aprobar la prórroga y también plantear cómo mejorar los procedimientos del relevamiento”.

Mientras que al respecto la Defensora General de la Nación, Dra. Stella Maris Martínez, también se pronunció a favor de la prórroga de la Ley 26.160 ya que “establece normas de fundamental importancia para la protección de los derechos de los pueblos originarios”.

Expuesto lo anterior, desde el Comité aseguraron que “es imprescindible la prórroga de la Ley Nacional N° 26.160 que declara la emergencia en materia de posesión y propiedad de las tierras tradicionalmente ocupadas por las comunidades indígenas originarias del país, con el objeto de salvaguardar la posesión ancestral de  las mismas y en un momento donde nuestro país y la comunidad internacional piden por la aparición con vida de Santiago Maldonado, desaparición forzada ocurrida en el marco de una violenta represión ocurrida en el territorio de la comunidad Mapuche de Cushamen a manos de la Gendarmería Nacional”.

 

Advertisement
Compartir