INDEC: una familia tipo necesitó más de $15 mil para no ser pobre durante julio

Una familia tipo integrada por dos mayores y dos menores, necesitó el mes pasado percibir ingresos por $ 15.024,72 para no caer debajo de la línea de la pobreza, y $ 6.132,54 para adquirir los alimentos mínimos para subsistir y no ser considerados indigentes, según el último informe del Instituto Nacional de Estadística y Censos.

Los precios de los productos que componen la canasta básica alimentaria (CBA) subieron 19,10% en julio respecto a igual mes de 2016, mientras que la canasta básica total (CBT) avanzó 20,54% en similar período, informó el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec).

Advertisement

De esta forma, en julio una familia tipo -compuesta por dos personas adultas y dos menores- necesitó percibir ingresos 6.132,54 pesos para no caer en la indigencia de acuerdo a la CBA. Ese monto representa un incremento del 1,4% respecto de junio.

En tanto, la misma familia debió percibir 15.024,72 pesos, una cifra que engloba a las personas en situación de pobreza teniendo en cuenta el costo de la CBT. En este caso la suba también fue del 1,4% respecto al mes anterior.

La canasta básica alimentaria (CBA) toma en cuenta los requerimientos kilocalóricos y proteicos imprescindibles para que un varón adulto, de entre 30 y 60 años, de actividad moderada, cubra durante un mes esas necesidades. Comprende los alimentos y las cantidades en función de los hábitos de consumo de la población a partir de la información provista por la Encuesta de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENGHo).

Dado que los requerimientos nutricionales son diferentes según la edad, el sexo y la actividad de las personas, también contempla una adecuación que refleja las características de cada miembro de un hogar en relación a sus necesidades nutricionales.

Por su parte, la canasta básica total (CBT) abarca a la CBA e incluye los precios de bienes y servicios no alimentarios.

Advertisement
FuenteAmbito
Compartir