El Centro de Industriales Panaderos acordó con el Municipio combatir la actividad ilegal

El intendente de Resistencia, Gustavo Martínez, junto al concejal, Dino Ortiz Melgratti, recibió a representantes del Centro para trabajar juntos en la fiscalización de las panaderías y combatir la actividad ilegal. Desde el sector plantearon denuncias sobre el funcionamiento de comercios de manera clandestina y desde la Ciudad de Resistencia se abordará esta problemática mediante la articulación de las áreas comunales competentes para evitar el funcionamiento de panaderías de manera irregular.

En ese proceso, el Intendente expresó tener conocimiento sobre las dificultades que atraviesa el sector panadero, “pero queremos trabajar en conjunto para normalizar esta situación. Nosotros estamos intensificando los controles con el área de Bromatología y de Inspección General en todo lo que respecta a la fiscalización sanitaria y de industria y comercio”.

Así, mencionó la necesidad de trabajar en conjunto con los industriales panaderos para garantizar la utilización de materia prima (harina) de buena calidad “para darle tranquilidad a nuestros vecinos y vecinas”.

“Nos hemos reunido para trabajar juntos una apuesta a regularizar la situación de mucha competencia desleal que existe en la actualidad y también respecto de la fiscalización de la actividad de la panadería en nuestro medio. Queremos trabajar para que los lugares estén en condiciones para producción de alimentos higiénicamente y en que los insumos no estén vencidos”, aseveró el jefe comunal; para luego instar a combatir la actividad clandestina y que todas las panaderías de Resistencia estén en condiciones de trabajar adecuadamente.

Apoyo comunal hacia los panaderos

El concejal Ortiz consideró que “siempre es fructífero juntarse todas las partes cuando existe un problema que hay que solucionarlo” y auguró porque el mencionado el encuentro “sea el inicio de un trabajo que podamos hacer desde el Ejecutivo, el Concejo y desde el Centro de Industriales de Panaderos del Chaco”.

Por otra parte, el edil adelantó que desde el Concejo se trabajan iniciativas para mejorar la situación comercial del rubro panadero y aseguró que ya hay proyectos que se están trabajando para que después sean tratados en el ámbito legislativo municipal y posiblemente sean transformados en una ordenanza.

En ese sentido, Diego Ballesta, presidente del Centro de Industriales de Panaderos del Chaco, agradeció la atención del Jefe comunal, ya que, según manifestó, “no siempre un intendente se digna a recibirnos”. En otro aspecto, manifestó que plantearon problemas de competencia desleal de otros emprendimientos que venden en puestos callejeros sin habilitación o autorización. “No estamos en contra de ninguno, pero algún tipo de regulación debe haber”, enfatizó.

Junto a Ballesta estuvieron presentes el dueño de la panadería La Primera, Marcelo Balutt, y el propietario de Panadería 9 de Julio, Ricardo Eiden.

Compartir