Por amplia mayoría, el Parlamento ratificó la implementación del plan Desescalada

Con el voto negativo del PO, el Parlamento chaqueño sancionó en sesión extraordinaria el plan Desescalada, en medio de un debate con críticas al respecto de la responsabilidad que le corresponde a cada ciudadano y a la falta de claridad en cuanto a la obligatoriedad que se mantiene en relación a las medidas de bioseguridad.

Foto: Edgardo Aguirre

La Cámara de Diputados avaló, por amplia mayoría y con el voto negativo del Partido Obrero, el proyecto de Ley 1056/20, del plan de desescalada.

El legislador del PO, Aurelio Díaz pidió la restitución de la cuarentena y subsidios para “desocupados y pequeñas y medianas empresas”. Adelantó que su votación sería la misma en todo el resto del temario ya que para el bloque unipersonal, es fundamental avanzar con el poryecto de su autoría que crea un impuesto a las grandes ganancias. “Votamos en contra de esta desescalada que va a ser una escalada de contagio”, afirmó.

Desde el PRO, Luis Obeid, quien es miembro además del Comité de Emergencia y Control, brindó otros conceptos y acentuó, por ejemplo, que a nivel mediático se destacó que el jueves fue la jornada de mayor contagio registrado, y aclaró que no es por el plan desescalada sino por un problema en la carga de datos. “La media no está superando los 50 casos, los indicadores todavía siguen avalando para pensar en que una apertura gradual es posible. Sin dudas, el interior está teniendo casos. La desescalada no es producto de una improvisación sino el resultado de evaluar indicadores para que la población pueda volver a tener libertad responsable”.

Desde el radicalismo, Leandro Zdero adelantó el voto positivo del interbloque UCR, en razón de otorgar es posibilidad al sector productivo de la provincia. Habló de una “improvisación” a nivel comunicacional y pidió claridad para la ciudadanía. Recordó el episodio con las estaciones de servicio e “instó” a una comunicación clara.

Por el Frente Integrador, Jaime Parra Moreno se quejó por no haber sido convocado para analizar la situación. Advirtió que hay una curva ascendente de contagios en el interior, con circulación viral en localidades como Castelli, Tres Isletas.

También el radical Alejandro Aradas dijo que “la gente no entiende el plan desescalada”. “La cuarentena no fue pareja, no éramos todos iguales en la obligatoriedad. Se generó una grieta de bronca, hubo sanciones para unos y no para otros”, planteó.

El jefe de la bancada oficialista, Juan Manuel Pedrini cerró el debate luego que Obeid reforzara su idea de acompañamiento aunque con críticas por la confusión generada en la población al respecto de cómo continuar e incluso por utilizar términos poco claros como “desescalada”, para hablar de una salida responsable y también obligatoria.

El jefe de bancada defendió el sistema sanitario y pidió un acompañamiento contundente en ese sentido.

Compartir