La pandemia aumenta las desigualdades de género en los medios, revela encuesta de la FIP

Más de la mitad de las mujeres periodista experimentaron un aumento de las desigualdades de género en el contexto de pandemia por coronavirus, según una encuesta difundida hoy por la Federación Internacional de Periodistas (FIP), realizada entre 558 trabajadoras de medios de 52 países, incluido Argentina.

Más de la mitad de las encuestadas reconocieron un aumento de las desigualdades de género en las empresas, con “consecuencias devastadoras” en su conciliación de la vida laboral y privada (62%), las responsabilidades laborales (46%) y los salarios (27%).

El relevamiento identificó que más de 3/4 de las encuestadas vieron aumentar su nivel de estrés, y la mitad de ellas señalaron que la causa principal eran las tareas múltiples.

Igual porcentaje de respuestas indicó que el nivel de acoso (incluso en línea) y la intimidación no aumentaron durante la pandemia.

Además, más del 50% de las encuestadas dijeron que su salud se había visto afectada y que tenían problemas para conciliar el sueño.

La misma proporción de periodistas contó que los sindicatos no han desarrollado ninguna estrategia específica para hacer frente a las desigualdades de género durante la pandemia.

Y sólo cuatro de cada 10 mujeres periodistas afirmaron que recibieron equipos de protección de sus empleadores, y el 60% dijo que su empresa había proporcionado algún tipo de protocolo para el teletrabajo.

En tanto, un tercio de las periodistas explicaron que trabajaban principalmente desde la casa, otro tercio desde la oficina, y un 15% que sigue haciendo coberturas de calle.

Las periodistas enumeraron diversas razones como causas de estrés, entre ellas el trabajo en aislamiento, el acoso de los jefes, el cuidado de la familia y la educación en el hogar, las tensiones domésticas, el aumento de la carga de trabajo y los habituales plazos ajustados en medios, las largas jornadas laborales, el impacto psicológico de la cobertura de la Covid-19, y el temor a la pérdida del empleo.

También aportaron recomendaciones para mejorar los protocolos de teletrabajo, como la necesidad de que los empleadores proporcionen equipo de trabajo adecuado, incluido un ancho de banda suficiente, definan las horas de trabajo y los descansos, y comprendan la realidad del trabajo desde el hogar mientras se cuida a las y los niños.

La presidenta del Consejo de Género de la FIP, Maria Angeles Samperio, señaló que los medios de comunicación y los sindicatos “deben hacer mucho más para abordar las desigualdades de género y tener en cuenta la conciliación de la vida laboral y privada en estos tiempos turbulentos”.

“Deben escuchar las peticiones de las mujeres que han sido profundamente afectadas por el estrés durante la Covid-19 y responder a ellas. Es hora de establecer políticas adecuadas de teletrabajo, garantizar el apoyo a las mujeres en sus tareas familiares y proporcionarles un trabajo decente e igualdad de remuneración”, resaltó la dirigente.

Compartir