Jubilaciones de privilegio: el Gobierno envió el proyecto e instará a la Corte a usar su fondo anticíclico

Alberto Fernández envió a la Cámara de Diputados el proyecto para modificar las jubilaciones de privilegio. La iniciativa alcanza a los jueces y miembros del cuerpo diplomático. El expediente número 21 del Poder Ejecutivo ingresó cerca de las 20 de este viernes por Mesa de Entradas. El oficialismo intentará aprobarlo en sesiones extraordinarias.

Corte Suprema de Justicia.

La iniciativa establece el aumento gradual de la edad jubilatoria hasta los 65 años y el cálculo de los haberes como promedio de los aportes de los últimos 10 años, además incrementa un 7% el aporte de los trabajadores activos del Servicio Exterior, entre otras cuestiones.

El proyecto propone también que la jubilación de los magistrados será equivalente al 82% del promedio de las últimas ciento veinte remuneraciones actualizadas, es decir de los últimos diez años.

La idea del oficialismo parlamentario es debatir el proyecto la semana próxima o, a más tardar, después de los feriados de carnaval para obtener la media sanción en el período de sesiones extraordinarias.

La cuestión de las jubilaciones de privilegio había generado polémica durante el debate de la Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva que se discutió en el Congreso durante diciembre.

Allí, la oposición e incluso algunos oficialistas se quejaron porque jueces y diplomáticos quedaban al margen de la suspensión de la aplicación de la ley de movilidad previsional, que alcanzaba a la mayoría de los beneficiarios del sistema.

Luego del escándalo que se desató en diciembre, cuando las jubilaciones de embajadores y jueces quedaron eximidas de la suspensión de la movilidad por 180 días que entró en vigencia con la sanción de la ley de emergencia económica, se avanzaría en los próximos días con esta iniciativa.

Se indica que en el texto del proyecto, “se invita a la Corte Suprema de Justicia” a que haga uso de su fondo anticíclico, para que “no sufra el bolsillo de los trabajadores”.

Según fuentes parlamentarias, “es posible que el proyecto tenga tratamiento el jueves o la siguiente semana”. Es más, no descartaron que podría tratarse en ambas Cámaras “en un solo día”.