Alberto Fernández: “La Argentina está con una situación económica caótica”

Desde el despacho presidencial en una entrevista por Radio Rivadavia, el mandatario aseguró: "Lo que buscamos es tranquilizar la economía, como le gusta decir a Martín Guzmán". "En default técnico estamos desde que Macri decidió reperfilar la deuda", dijo ante la consulta de si el país podía entrar en cesación de pago.

El Presidente Alberto Fernández junto al periodista Oscar González Oro.

Sobre los primeros días, contó: “Había muchos temas ocultos entre los problemas que existían. A cada lugar que fuimos encontramos otros problemas, más allá de lo que sabíamos”.

En otro tramo de la entrevista avaló el planteo de Cristina Kirchner sobre el pedido al Fondo Monetario Internacional ( FMI) para que se lleve adelante una quita de la deuda que tiene el país con el organismo de crédito. “Lo que dijo Cristina es absolutamente consciente. Lo que yo quisiera y lo estamos logrando es tener un diálogo sensato con el FMI”, dijo.

También puso en duda la reunión con el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, que lo invitó a un encuentro en Uruguay el marzo. “No sé si voy a poder ir a Montevideo el 1° de marzo, ese día se inauguran las sesiones en el Congreso. Me encantaría poder reunirme con Bolsonaro”, aseguró.

El presidente también reafirmó hoy su convicción de que hay que “reformular” la justicia federal y lograr que “ponga todos sus esfuerzos en la lucha contra el narcotráfico y el crimen organizado”.

“Quisiera una justicia federal que se aboque a hacer justicia por sobre todas las cosas y que se olvide de la política”, dijo Fernández y agregó: “No hay presos políticos. Eso no quiere decir que no haya detenciones arbitrarias”.

Su postura respecto de los presos políticos se contrapone a la de parte del gabinete y le preguntaron si esto había desatado internas. “No creo que haya internas en el Gobierno. Creo que hay gente valiosa con miradas distintas y libertad para decirlo. Lo que sí está claro que el que decide al final, soy yo”, dijo.

“No hay doble comando en la Argentina. Yo tengo la lapicera y los cartuchos de tinta. Hay mucha gente que quisiera que yo ignore a Cristina, pero no lo voy a hacer”, respondió risueño y agregó: “Cómo me voy a privar de la experiencia de Cristina. Hablo muy seguido con varios expresidentes. Con Duhalde, su mujer, Menem y Cristina que es mi vicepresidenta”.

También le habló a los bancos y les pidió un “aporte” para ayudar a salir de la crisis económica y adelantó que, en caso de que no ofrezcan modificaciones en cuestiones como el crédito para PyMES o al límite a las tasas de las tarjetas de crédito, deberá interceder el Banco Central.

“Las tasas que se cobran en las tarjetas de crédito son usurarias. Les pedí que lo resuelvan, sino voy a hablar con las autoridades del Banco Central. No pierdo las esperanzas que vengan con su aporte, pero me queda poquita esperanza”, dijo y agregó: “El gran sistema financiero alguna vez tiene que tener algo para Argentina; estoy esperando que lo hagan”.

VIAlanacion.com.ar
Compartir