Las provincias deben pagar otros u$s1.200 millones este año

Exceptuando el distrito de Buenos Aires, el resto debe pagar más de u$s 3.000 millones hasta 2021. El próximo vencimiento es de la Ciudad de Buenos Aires. Chubut, Neuquén y Río Negro están en la mira y Córdoba afronta u$s 725 millones en 2020.

Deuda y dólares.

Luego de que la provincia de Buenos Aires declarara que no podrá hacer frente a un vencimiento de deuda por u$s 275 millones el 26 de enero, se encendieron las alarmas por las deudas de otras provincias que pueden llegar a tener complicado el pago o la renanciación en los próximos meses.

Sin contar la jurisdicción que gobierna Axel Kicillof (poco más de u$s 2.700 millones), el resto debe afrontar en este 2020 vencimientos de bonos por u$s 1.256 millones, según un reciente informe de la consultora Elypsis.

La Ciudad de Buenos Aires, Córdoba, Neuquén, Chubut, Río Negro y Mendoza abarcan el 81% de ellos: son u$s 1.012 millones, de los cuales apenas u$s 317 millones están nominados en moneda local.

De estas provincias, la que está en peor situación es Chubut: necesita u$s 112 millones de los u$s 777 millones que emitió, con un perl de vencimientos crecientes hasta 2023 y una gradual disminución hasta 2026.

La ciudad que administra Horacio Rodríguez Larreta y Río Negro concentran en este año el 18% y 16% del total sus vencimientos, respectivamente. Ciudad de Buenos Aires pagaría unos u$s 459 millones; Córdoba, u$s 159 millones; Neuquén, u$s 130 millones; y Río Negro, u$s 77 millones. En febrero, la Ciudad enfrentará el vencimiento más abultado, por u$s 165 millones, según el calendario de Economía y Regiones (E&R).

“Las provincias con pagos relevantes en el corto plazo tendrán un problema para hacerse de recursos scales y de divisas sucientes para afrontarlos, sin poder esperar una ayuda signicativa de parte del Estado nacional hasta que éste no clarique el horizonte de su propia renegociación de deuda. La provincia y la Ciudad de Buenos Aires, Córdoba, Neuquén y Chubut son las que mayor monto de ayuda requerirían para evitar un evento crediticio en 2020, aunque también son las que cuentan con mayor ujo de ingresos en general, incluyendo regalías hidrocarburíferas en las patagónicas”, había advertido Elypsis semanas atrás.

Los aportes de la administración nacional se vuelven, entonces, imprescindibles para los gobiernos regionales. De hecho, Nación autorizó la semana pasada la asistencia financiera por hasta $ 5.650 millones a Chaco, Chubut, Tucumán, Río Negro y Santa Cruz, para aplacar las demandas internas en esas provincias, asociadas principalmente al pago de salarios estatales.

Ya hacia 2021, las provincias afrontarán vencimientos por unos u$s 1.900 millones y allí se empezará a complicar Córdoba, que debe pagar o renanciar u$s 725 millones, de acuerdo a E&R.

En adelante, Jujuy, La Rioja y Santa Fe, “si bien tienen vencimientos moderados en 2020, deben solventar además sus décits primarios (en caso de no mejorarlos)”, indica Elypsis. La provincia gobernada por Gerardo Morales tomó préstamos con bancos chinos para nanciar tres parques solares en la Puna, que todavía no pudieron entregar energía al sistema y generar los ingresos necesarios para repagar el crédito.

En un trabajo titulado “¿Pueden las provincias argentinas resistir un posible default soberano en 2020?”, la calicadora de riesgos crediticios Standard & Poor’s (S&P) señaló que veían el perl de amortización de la deuda de los gobiernos locales y regionales (GLR) en el corto plazo “bajo menos presión que en años anteriores” y que “el pago de la deuda no será oneroso en 2020”, por lo que consideraron que está “en un nivel manejable”.

“La situación fiscal de los gobiernos provinciales ha mejorado en los últimos años. Aun así, los desafíos que se avecinan son sustanciales, y las presiones continuarán sobre el ingreso y el gasto para todos. Por lo tanto, su voluntad y capacidad para evitar desequilibrios scales signicativos y una mayor erosión de la liquidez inuirán en la calidad crediticia en 2020”, cerró S&P.

VIAcronista.com
Compartir