Causa Pauta oficial: la Cámara de Apelaciones hizo lugar al cese de prisión de Ismael Fernández

La medida que favoreció al exfuncionario provincial fue dictada el pasado 9 de agosto, aunque no había trascendido hasta ahora. Los camaristas establecieron, además, una caución real de $1,5 millones. El equipo de fiscales presentó un recurso de casación ante el Superior Tribunal de Justicia para que anule esa resolución y deje firme la prisión preventiva. Es inminente la confirmación de la elevación de la causa a juicio oral.

Fernández fue favorecido por la Cámara de Apelaciones de Resistencia

La Cámara de Apelaciones en lo Criminal y Correccional de Resistencia dispuso el cese de la prisión preventiva y la inmediata libertad del ex titular de la Unidad Ejecutora “Chaco Construye”, Ismael Fernández, imputado por múltiples delitos de corrupción en perjuicio de la administración pública, en la causa conocida como “Pauta Oficial”. No obstante, le fijó una caución real de 1.500.000 pesos para hacerse efectiva. Pero el equipo de fiscales que comanda la fiscal Graciela Griffith Barreto y completan sus pares Lucio Otero y Nélida Villalba apelaron la resolución de segunda instancia ante la Sala Segunda Criminal y Correccional del Superior Tribunal de Justicia que deberá analizar la situación procesal del imputado.

Cabe tener en cuenta, además, que sería inminente la confirmación de la elevación a juicio de la causa que, hace poco más de un año, conmocionó el escenario político con la detención e imputación de exfuncionarios de alto rango del gobierno provincial como el exsecretario general de Gobierno, Horacio Rey, y el exsubsecretario de Comercio, Roberto Lugo, entre otros.

La medida, a la que pudo acceder CHACODIAPORDIA.COM, no tuvo trascendencia pública hasta el momento pero fue dictada el pasado 9 de agosto y se basó en que, a criterio de los camaristas Gustavo Serrano, Héctor Geijo y María Susana Gutiérrez, en el caso de Fernández no se daría el presupuesto de “la peligrosidad procesal”.

Fernández se encuentra imputado y con pedido de elevación a juicio por los delitos de asociación ilícita en carácter de organizador, en concurso ideal con fraude en perjuicio de la administración pública -en carácter de autor- en concurso ideal con incumplimiento de los deberes de funcionario público -12 hechos- todo en concurso real con tráfico de influencia en concurso ideal con fraude en perjuicio de la administración pública –en carácter de partícipe necesario -132 hechos en concurso real-.

La apelación del equipo de fiscales

Ante la decisión de la Cámara de Apelaciones, el 30 de agosto último los fiscales Griffith Barreto, Otero y Villalba interpusieron un recurso de casación para que se declare la nulidad de la resolución (Nº126/19) y que se mantenga la prisión preventiva dictada por el juez de Garantías Nº 2 de Resistencia, Héctor Sandoval. En ese sentido, los representantes del Ministerio Público Fiscal consideraron que los camaristas efectuaron un “análisis parcializado” respecto de la peligrosidad procesal y que se apartaron de las pruebas de la causa y para conceder la libertad alegaron supuesta falta de pruebas, el tiempo de detención transcurrido y que la causa ya cuenta con requerimiento de elevación a juicio. Sin embargo, para los fiscales el Tribunal omitió analizar la peligrosidad procesal que deriva de la pena potencial que tendría Fernández en caso de ser condenado y que sería de ejecución efectiva. En ese contexto, el equipo de fiscales consideró que se violaron las garantías del debido proceso y que la resolución de la Cámara fue “arbitraria” y plantearon a la Sala Penal del STJ que la anule y deje firme el dictado de la prisión preventiva.

En el recurso de casación, los fiscales Griffith Barreto, Otero y Villalba compararon los fundamentos de la resolución impugnada con una del año pasado referida a la situación de Ismael Fernández en las que aplicaron criterios contradictorios. Es decir, en la del año pasado, cuando confirmaron la prisión preventiva del imputado, tuvieron en cuenta la pena en expectativa de cumplimiento efectivo, mientras que en esta oportunidad no lo hicieron.

Compartir