Emergencia hídrica: el Parlamento chaqueño aprobó una nueva deuda pública de $1.900 millones

Luego de un debate que se extendió por más de cuatro horas, el Parlamento chaqueño aprobó este miércoles la autorización para que el Ejecutivo tome una nueva deuda pública de hasta $1.900 millones para atender la emergencia que afecta a las localidades del interior chaqueño, con fondos para municipios, pequeñas y medianas empresas y obras de infraestructura. Fuera del Recinto, productores de la Federación Agraria esperaron el gesto legislativo hasta cerca de las 23, cuando pudieron ingresar y presenciar la aprobación de los créditos que serán de ayuda también para este sector inmerso “en una situación de desastre”.

El Parlamento chaqueño logró este miércoles el consenso político que requería la autorización para la toma de créditos por hasta $1.900 millones. Luego de discutir por más de cuatro horas y media en torno a dos proyectos de ley, el 224/19 de autoría del Ejecutivo por $400 millones y el 1994/19 por $1500 millones, consensuaron modificaciones y unificaron la iniciativa que establece parámetros para dar viabilidad a la operatoria crediticia y la toma de créditos de hasta $1.900 millones.

En la calle, fuera del Recinto, esperaron desde horas del mediodía productores de distintas jurisdicciones de la Federación Agraria, incluidos los dirigentes Roberto Polich y Darío Anich, en un intento de sensibilizar a las bancadas legislativas con un pedido directo por los créditos de llegada directa a municipios, productores y pequeñas y medianas empresas, que finalmente sobre las 23 terminó por sancionarse.

Hugo Sager, jefe de la bancada justicialista, sobre el final de la sesión afirmó: “Hemos podido encontrar un punto de equilibrio. Creo que es lo que está al alcance de esta Legislatura para brindar a todos los sectores y responder al Ejecutivo. (…) Técnicamente han trabajado ambos bloques y coincidieron en la elaboración de un proyecto”, destacó antes de la votación.

La votación en general fue de 27 votos afirmativos, con una permanencia en cartera del diputado del Frente Grande, Daniel Trabalón.

Amplio debate para autorizar la toma de una nueva deuda pública

Tras el cuarto intermedio que se produjo luego de la negativa de la oposición a nuevos ingresos, el jefe de la bancada de Cambiemos, Carim Peche, mocionó el tratamiento del proyecto 1994/19. “Varios legisladores tuvimos reuniones con productores, intendentes, afectados por esta emergencia”, expresó y precisó que el proyecto, por $1.500 millones plantea que se destinen “$800 millones para productores, $400 en subsidios y 400 en créditos; $500 directos a municipios afectados y los restantes $200 millones para pequeñas y medianas empresas”. Ratificó que se trata de una “asistencia directa a damnificados”.

“A los fondos hay que ir a gestionarlos, pero creemos que es la herramienta necesaria para la provincia”, manifestó el legislador e indicó que también se vincula al presentado por el senador de Cambiemos Ángel Rozas, en la Cámara Alta. “Son insuficientes los $135 millones de Nación y Provincia, sabemos que se habla de una pérdida superior a los 200 millones de pesos sumado al daño de la tierra cuando se vayan las aguas. Hay que sostener el aparato productivo”, afirmó.

Tomó la palabra el jefe de la bancada justicialista, Hugo Ságer, quien coincidió con el panorama descripto por su preopinante, aunque acentuó que hubo varios intentos truncos para la toma de créditos que requiere esta ayuda, sobre todo crédito cuya fuente de financiamiento era FONPLATA. “Cada uno de nosotros sabrá como actuó en el análisis que se pedía desde el Ejecutivo para dotarlo de esta herramienta. Quizás no tuvimos la habilidad suficiente para aprobar estos créditos con los 22 votos requeridos. Nuestra bancada va a insistir con la aprobación del proyecto de $400 millones que tiene como fuente el Fondo Fiduciario federal de Infraestructura. Entendemos que están dadas las condiciones para que esto se apruebe. Así que le pedimos a la oposición poder lograr los consensos”.

Recordó que el compás de espera de la semana pasada tuvo que ver con la visita del ministro de Agroindustria de Nación, Miguel Etchevere, “que dejó un saldo muy poco positivo atento a las necesidades que tiene el campo afectado. “Vio como un hecho positivo la asignación de los 100 millones de pesos, pero observó “que está muy lejos de resolver la situación”. “Mientras ellos tienen el agua al cuello siguen llegando las cuentas y las intimaciones o sea que no lograron sensibilizar a los organismos nacionales en ese sentido”, afirmó y aseguró que “el proyecto del Dr. Ángel Rozas también va en el mismo sentido de comprometerse a atender lo que viene en medio y largo plazos”, con lo que adelantó que, de no aprobarse en la Legislatura provincial “estaremos esperando la resolución que le va a dar el proyecto nacional al proyecto del Dr. Ángel Rozas”.

Le siguió en el uso de la palabra el diputado radical de Cambiemos, Livio Gutiérrez y aseguró que “durante toda la semana se habló de un crédito caído de FONPLATA”, sin ninguna documental que acredite que haya estado preaprobado. “Es inviable que la Nación Argentina solo garantice a Chaco la canalización de Río Muerto. No tienen acta acuerdo. Recién el famoso canal de Río Muerto está dando sus primero pacitos, el jueves”, insistió el legislador. “Yo también estoy decepcionado de la venida de Etchevere”, dijo y reiteró que “estos créditos no le resolverán la vida en lo inmediato a nadie. Acá no hubo previsibilidad y trabajamos sobre la coyuntura. El proyecto de nuestro bloque, y porque no somos gobierno, está trabajando sobre la coyuntura que no supieron manejar”, afirmó.

Por el justicialismo, Ricardo Sánchez pidió no echar culpas luego de perder la posibilidad de los 1.500 millones de dólares de FONPLATA. Y bregó porque no se pierdan los 400 millones de pesos. Pidió que no sean irresponsables en el sentido de que si se aprobaban los $1.500 de créditos que impulsa la oposición, tampoco es dinero que llegaría “de un día para el otro”. “Pongámonos de acuerdo y dejemos de echarnos culpas, aprobemos el crédito de 400 millones de pesos que ya está calzado en el Fondo Fiduciario Federal de Infraestructura Regional, ya está previsto en el Presupuesto nacional. (…) No sé si alguien está esperando que este crédito también caiga. Hagamos cosas, aprobemos este crédito de $400 millones, el de $1.500 también pero direccionemos aunque sea la fuente de financiamiento que nos pueda llegar a prestar, no lo van a hacer si es destinado a un subsidio. Transformemos eso en una herramienta con voluntad política y veamos si conseguimos algo. Pero no trabemos porque sí. Demos un paso adelante, aprobemos los dos créditos y dejemos de desprestigiar a esta Cámara con culpas que no le interesan a nadie”, manifestó.

El titular de la cartera de Hacienda, Juan Manuel Pedrini, rescató varias de las obras previstas en el proyecto por los $400 millones, entre ellas la pista de aterrizaje para El Sauzalito, las 1300 viviendas que “le darán trabajo a 4.500 chaqueños”, la ruta de La Leonesa al Espinillo.

“En la anterior sesión dije que se bordeaba la demagogia normativa al aprobar un proyecto poco serio sin fuente de financiamiento. (…) Estamos dispuestos a buscar alternativas. Podríamos intentar en un cuarto intermedio darle seriedad al proyecto que ustedes presentaron, es poco serio. Son ustedes los inventores de la quita de subsidios en Argentina y ustedes lo redactaron de esta manera. De dónde sacaron que nos van a dar plata para subsidios si es el enemigo público número uno del Gobierno de su signo”, cuestionó y propuso en concreto establecer en el proyecto la salida al mercado internacional de capitales. “Hablemos de subsidios a tasa cero si quieren, pero también de montos reintegrables. Necesitamos ponerlo en línea con el Gobierno y con las directivas del Banco Central”, pidió.

Luis Obeid, del PRO Cambiemos tomó la palabra y descartó varios conceptos como el de visión ideológica. “Me interesa dar respuestas al productor”. “Es tal la hipocresía que escucho que la verdad es muy difícil. Dicen que no queremos a los productores, que ustedes son los únicos sensibles. Es tal la disociación que veo entre lo que decimos y lo que hacemos que me es difícil hasta construir un puente, un puente. Este mes de mayo realmente es para el olvido lo que vivimos en esta Legislatura. Lo único que han hecho es denostar a la oposición. Bajemos el ego un poco, esta cosa estúpida de echar la culpa que no se la cree nadie. Ya demostraron lo que pueden hacer algunos con la mayoría, es más, a mí me apagaron la luz. Así como estamos la verdad que no va a salir, no un crédito, no va a salir nada de acá”.

Nuevamente tomó la palabra Peche y también lo hizo Leandro Zdero, este segundo en un extenso llamado ala reflexión hacia sus pares de ambas bancadas.

Posteriormente, el diputado del NePAR, Juan José Bergia mocionó de manera puntual, como primer artículo del proyecto de Cambiemos, la emisión de títulos por hasta 1500 millones de pesos de la ANSES, o en el exterior, inclusive bajo la modalidad de fideicomisos con sede en Argentina o en el Exterior y la celebración de convenios subsidiarios”

“Es cierto que debemos 36 mil millones de pesos”, recalcó el diputado y leyó el proyecto alternativo con las modificaciones planteadas al proyecto de Cambiemos, por los que agradeció a los asesores del bloque del Frente Chaco Merece Más. “En Argentina ya debemos el 100% del PBI. Si queremos dar una muestra de consenso aprobemos este despacho que hemos formulado, acudamos a la ANSES. En el bloque del FCHMM estamos en condiciones de decirle a los productores de toda la provincia del Chaco que con este despacho, con previsibilidad, estamos dispuestos a votar”.

Desde su banca, el radical Roy Nikisch adelantó su acompañamiento a la toma de créditos por $1500 millones, no la de $400 millones. Aseguró que la falta de información, o la información parcializada genera la falta de certezas, y también mencionó que “en la historia del Chaco no hay Gobierno que en tres años haya tenido el acompañamiento en la autorización de toma de créditos de la magnitud que se le ha dado a este. Tengo la lista completa de todas las habilitaciones, de presupuestos, de leyes, de todos los créditos que se han tomado. Si tomamos en cuenta los intereses la oposición lo autorizó a la toma de $725.888.825 millones de dólares”. “Que el oficialismo evalúe que esos 500 millones de pesos que están parados hace dos años representan hoy 12 millones de dólares, una devaluación de los fondos que tenemos que pagar todos los chaqueños”, cuestionó.

Nuevamente Ságer pidió la posibilidad del cuarto intermedio para lograr un consenso en cuanto a los proyectos. También lo hizo Pedrini que, frente a la negativa sobre los créditos por $400 insistió en la modificación del proyecto 1994, de Cambiemos. Así se hizo y de regreso a sus bancas, una hora y media después, votaron finalmente por la autorización para la nueva toma de créditos.

Compartir