Cierre de comercios: “Nación está haciendo un gran esfuerzo para mejorar la situación”, dijo el coordinador del Plan Belgrano

En el marco del duro escenario que están padeciendo los comercios de Resistencia -con cierres, achicamientos y traslados de locales-, el coordinador del Plan Belgrano, Víctor Zimmermann, defendió las políticas aplicadas por el gobierno nacional. Destacó la inyección de fondos que se hace al Chaco a través de la Asignación Universal por Hijo, por Embarazo y mediante la coparticipación. Y dijo que la economía repuntará en los próximos meses “aunque no como uno quisiera”.

Victor Zimmerman, coordinador regional del Plan Belgrano.

En los últimos meses, decenas de persianas bajas, carteles de “se alquila” y “liquidación por cierre” inundaron el frente de los comercios del centro de Resistencia. La caída del consumo y el incremento de los costos fijos provocaron que muchos comerciantes decidieran cerrar, trasladarse a un lugar más barato o achicarse.

En este marco, el coordinador del Plan Belgrano, Víctor Zimmermann reconoció la situación, pero afirmó que desde el gobierno nacional se está haciendo “un gran esfuerzo para revertilo”. “El gobierno está haciendo gran esfuerzo para mejorar esta situación y de hecho lo hace con números concretos”, añadió en declaraciones a CHACO DIA POR DIA.

El funcionario nacional enumeró una serie de medidas tomadas por la Nación para apuntalar el consumo interno del Chaco, entre las que contó el aumento en la Asignación Universal por Hijo, Familiar y por Embarazo. Además, hizo hincapié en el incremento en la recaudación por coparticipación.

“La mirada nuestra, desde el gobierno nacional, es que tenemos varios desafíos desde el punto de vista de la macroeconomía para resolver”, señaló. “Una de las variables, que no es la única, es de ver si se puede potenciar el consumo interno. Y en eso el gobierno está trabajando en anuncios, ya ha hecho algunos, y tiene un comportamiento desde el punto de vista económico concreto para fortalecer todo lo que tiene que ver con esto”, afirmó.

“Me voy a las pruebas concretas. Por ejemplo, el incremento que hemos tenido de la Asignación Universal a la Niñez, que fue algo que anunció el 1 de marzo el presidente de la Nación (Mauricio Macri) y ya fue cobrado el 2 de abril, que fue un aumento de un 46%”, comentó.

“Y el Chaco en ese aspecto tiene 166 mil beneficiarios. Eso significa que es alrededor de 380 millones de pesos por mes, lo que hace un poco más de 4.500 millones de pesos, sólo en este programa, que inyecta el gobierno nacional para favorecer el consumo. Y a partir del consumo, todo lo que tiene que ver con las distintas variables”, dijo.

“La Asignación por Embarazo, el gobierno inyecta 7 millones de pesos por mes, que son 85 millones de pesos por año. Y en Asignaciones Familiares, la Anses paga 1.392 millones de pesos por año. En esos tres conceptos hace un total de 6 mil millones. Se a eso le sumamos el incremento de la recaudación que ha tenido el gobierno del Chaco y las mayorías de las provincias argentinas, hay una inyección de fondos importantísima. Sin contar los 26 mil millones de pesos en obras que hizo esta gestión, a precio de licitación”, comentó.

“Por lo tanto este es uno de los desafíos de la política económica y de hecho el gobierno está avanzando activamente con respecto a estas cuestiones para inyectar plata al consumo y que también se pueda equilibrar las otras variables. Hay que ver lo del conjunto”, sostuvo.

“Soy optimista”

Consultado respecto de qué espera para los próximos meses, Zimmermann se mostró “optimista”. “Creo que la actividad económica se va a empezar a recuperar. Por supuesto no va a ser en el porcentaje que uno quisiera, pero no tengo dudas que se va a recuperar”, dijo y explicó que esto se da debido a que “los procesos económicos en los países no se hacen de un día para el otro”.

Finalmente, afirmó que hay varios indicios favorables para el repunte de la economía hacia el corto y mediano plazo. “Tenemos algunas cuestiones que van a empezar a impactar en la macroeconomía que tienen que ver con la cosecha, con la cantidad de divisas que van a empezar a entrar y con el desembolso del Fondo Monetario Internacional. Y el desafío, luego, es que eso llegue a la microeconomía, al kiosquero del barrio. Ese es el desafío”, sostuvo.

Nota relacionada 

Postales de la crisis: en Resistencia, cada vez más comercios deciden cerrar, achicarse o alejarse del centro

 

Compartir