Prensa exige aumento del 15% para el primer semestre y cuestiona en duros términos el “ajuste de Macri”

En la previa al Día del Periodista, que se celebra el jueves, el sindicato de Prensa del Chaco realizó este martes una asamblea extraordinaria donde se acordó entre los trabajadores iniciar un plan de lucha. Exigen que se destrabe la paritaria, en la cual exigen un incremento salarial del 15% para el primer semestre del año, y, además, critican en duros términos al gobierno nacional por “pulverizar” el salario de todos los trabajadores, inflación y devaluación mediante.

“No hay nada que festejar: hoy menos que nunca” es el título del documento que difundió este miércoles el sindicato que lidera Juan Carlos González. “Este jueves 7 de junio se conmemora un nuevo Día del Periodista, pero -una vez más- debemos decir que no hay nada para festejar y hoy, menos que nunca”, indicaron.

“El periodismo chaqueño, en consonancia con el país, se encuentra atravesando una profunda crisis que quedará marcada en la historia por un gobierno que con su política neoliberal de ajuste derrumbó los salarios; eliminó de hecho derechos laborales;  clausuró el derecho previsional; disparó los índices de la pobreza e indigencia; y embargó el futuro de todas y todos. Pero, además, pulverizó la palabra celebración para las trabajadoras y trabajadores de Prensa”, afirmaron.

Desde el gremio confirmaron que se plegarán a la medida de fuerza convocada por la CGT. “Ante esta realidad los periodistas –reunidos en asamblea extraordinaria el martes 5 de junio- resolvieron adherirse y participar activamente de la medida de fuerza convocada a nivel nacional por la CGT (aún no confirmada para el 14 de junio próximo) por el inminente acuerdo de gobierno con el FMI que llevará a los trabajadores a ser víctimas de un voraz ajuste que ya se siente”, indicaron.

También acordaron pedir audiencia con las autoridades provinciales para plantear la “angustiante situación de precarización del sector, de la que el Estado es cómplice al pagar millonarias pautas publicitarias a medios que  tienen a sus trabajadores en negro y al no ejercer el poder de policía que le corresponde, a pesar de que la entidad gremial realizó múltiples denuncias”.

Sin aumento en todo el año

Además, se resolvió en asamblea exigir la inmediata resolución de la paritaria que ya lleva varias reuniones sin acuerdo, pidiendo un 15 por ciento de aumento para el primer semestre del año y que la discusión quede abierta para el resto de 2018.

“Luego de varias reuniones paritarias no se pudo siquiera tener un acercamiento con las empresas que hasta el momento no realizaron oferta concreta: lo que quiere decir que desde el año pasado los periodistas no tienen un aumento real y acorde a la situación, siendo así pulverizado su salario. Solo se logró un pago no remunerativo de mil pesos en mayo para La Voz del Chaco y Primera Línea y de dos mil en el caso de diario Norte (pagados en abril y mayo)”, informaron.

“La situación es apañada por el delegado regional del Ministerio de Trabajo de la Nación, Víctor Osuna, quien es el mediador en las paritarias, y, peor, hace oídos sordos al reclamo de los trabajadores al no exigir a los empresarios que realicen una oferta, dejando así pasar el tiempo en desmedro de los periodistas”, remarcaron desde el gremio.

“La crisis económica que afecta hoy a todos a los argentinos se hace más grave y preocupante en el periodismo chaqueño que -como todos los sectores de trabajadores asalariados- ven una degradación de su poder adquisitivo”, señalaron.

“A esta situación de salarios devaluados se suma la precarización de los puestos laborales, instancia con que los periodistas convivimos con el miedo a perder el trabajo, con presiones y amenazas constantes, Además de trabajar en situaciones de permanente censura y aprietes a la hora de realizar nuestra tarea”, afirmaron.

“Condiciones de precarización en niveles nunca pensados, despidos, ‘retiros voluntarios’, salarios entre la línea de pobreza e indigencia, con un sector empresario que hace abuso de su posición dominante con el guiño de un Estado cómplice por acción u omisión”, dijeron.

“En los medios de comunicación del Chaco con la situación de ajustar con los salarios, con la pérdida de puestos de trabajo, desconocimiento cláusulas pecuniarias de los convenios (más pérdida en los sueldos), se impuso el temor a perder los puestos laborales”, denunciaron.

“Pero ante esto nadie parece interesado en ocuparse de la responsabilidad que les compete como las empresas y el Estado chaqueño en su conjunto (Ejecutivo, Legislativo y Judicial, además de otras entidades vinculadas estrechamente al gobierno)”, informaron.

“El riesgo que viven muchas empresas es cierto pero no tan cierto como el de otras que siguen lucrando con recursos sostenibles que reciben del Estado. Una muestra de lo que el manejo de la pauta estatal puede llegar a provocar es la dramática situación de El Diario de la Región, de matriz cooperativa”, indicaron.

“Por todo esto este 7 de junio quedará en la historia. Camino hacia este Día del Periodista la asamblea tomó decisiones para poner freno al avance sobre todo tipo de derechos no solo laborales. El momento impone una respuesta solidaria y en conjunto”, finalizaron.

Compartir